El rumbo que tome Chile en los próximos años sigue siendo la permanente incógnita para los agentes del mercado, ya sean nacionales o internacionales.

Esto dado el escenario latente de incertidumbre que se ha instalado como consecuencia de distintos factores que hoy convergen en la realidad del país y que son: la redacción de una nueva Carta Fundamental y las determinaciones de la Convención Constitucional, la aprobación – o no- del cuarto retiro del 10%, la acusación constitucional en contra del Presidente Sebastián Piñera, y las elecciones presidenciales y parlamentarias fijadas para el 21 de noviembre.

Tal como resaltó Manuel Ugalde, jefe de Estudios de la empresa de inversiones XTB Latam, a Emol “sin duda el escenario financiero actual está marcado por la incertidumbre”.

“Esto se ve principalmente en tres frentes: un mercado accionario local desacoplado de los mercados internacionales, un dólar en niveles históricamente caros a pesar de los altos precios del cobre y tasas de interés de largo plazo que se elevaron de manera prematura, reflejando un mayor premio por riesgo”, precisó.

Puntos que también fueron abordados por Andrés Pérez, economista jefe de Itaú, quien aseguró a este medio que “persisten los altos niveles de incertidumbre de política económica en el país, tanto por las discusiones legislativas como por un escenario electoral incierto. Tal como lo hacen ante todo tipo de noticias relevantes, los activos chilenos han reaccionado ante novedades en el ámbito político. Así, se han observado altos niveles de volatilidad en el tipo de cambio, tasas, y renta variable. De mantenerse la incertidumbre de política económica, la volatilidad debiese de persistir”.

Y es que los ojos del mercado siguen atentos los debates que marcan la agenda en Chile, como es el caso del banco de inversiones Goldman Sachs, entidad que en un reciente informe señaló que espera que el Banco Central aplique una nueva alza – de entre 100 y 125 puntos base – a la Tasa de Política Monetaria en su reunión programada para mediados de diciembre. “En un entorno en el que el equilibrio de riesgos para la inflación sigue deteriorándose y en presencia de importantes riesgos e incertidumbres políticas y de política, consideramos primordial que el banco central actúe con decisión”, explicó la entidad financiera.

Asimismo, indicó que en su evaluación que la magnitud del movimiento de las tasas de interés oficial en el encuentro fijado para el 14 de diciembre dependerá de los próximos registros de la inflación, la evolución de las expectativas de inflación, el destino del cuarto 10%, la reacción de los mercados a la primera ronda de las elecciones presidenciales del 21 de noviembre y las perspectivas para la segunda vuelta del 19 de diciembre.

Por su parte, JP Morgan, uno de los bancos más influyentes de Wall Street, afirmó que si bien el alto nivel de incertidumbre impulsa a la mayoría de los inversionistas a permanecer en modo “esperar y ver”, el consenso está comenzando a equilibrarse en el lado positivo. Las dudas dicen relación con la posibilidad de que el abanderado presidencial de de Apruebo Dignidad, Gabriel Boric, no gane las elecciones tras el fuerte impulso de la carta del Partido Republicano, José Antonio Kast, a lo que se suman las interrogantes por una eventual moderación del programa del diputado de oposición en caso de que triunfe.

“A cuatro semanas de las elecciones, el escenario sigue siendo muy líquido y el mercado de valores probablemente se verá condicionado por las tendencias de la carrera presidencial y el resultado del proyecto de ley sobre un cuarto retiro desde los fondos de pensiones”, enfatizó JP Morgan.

Recordar que el lunes pasado se dieron a conocer los resultados de la más reciente Encuesta Plaza Pública Cadem, sondeo mostró que el candidato del Frente Social Cristiano, José Antonio Kast, amplió su ventaja respecto a sus contendores, llegando al 23% en intención de voto, superando a Gabriel Boric, quien se mantuvo en un 20%.

En tercer lugar, se siguió ubicando la candidata del Nuevo Pacto Social, Yasna Provoste, con un con un 12%, seguida de Sebastián Sichel (Chile Podemos Más) con 7%. Luego están Franco Parisi (Partido de La Gente) con 6%, Marco Enríquez Ominami (PRO) con 5% (+1pto) y Eduardo Artés (Unión Patriótica) con 1% (-2pts).

Por otra parte, en cuanto a expectativas, el 33% (-3pts) cree que el candidato del Frente Amplio será el próximo presidente de Chile, seguido por Kast con 26% (+6pts), Provoste (13%, -3pts), y Sichel con 7% (-2pts).

Las señales para el mercado

Ad portas de los comicios presidenciales, uno de los más importantes ante las coyunturas por las que atraviesa el país, distintos analistas consultados por Emol entregaron sus impresiones respecto a cómo el mercado puede percibir los cambios en el tablero de ajedrez y sus eventuales repercusiones.

Sobre este punto, Alejandro Vicondoa, académico del Instituto de Economía de la Universidad Católica, zanjó que “el nivel de incertidumbre del año próximo depende principalmente de la posibilidad de lograr consensos sobre la implementación de ciertas decisiones claves de política económica e institucionales que permitan que la economía retome un sendero de crecimiento sostenible”.

“Si se disipa la incertidumbre y se observa un consenso sobre decisiones de política económica e instituciones que permitan que la economía retome un sendero de crecimiento sostenible, los precios de los activos financieros podrían incrementar significativamente y el tipo de cambio podría apreciarse. Si no ocurre esto, los precios de los activos podrían continuar deteriorándose y el tipo de cambio podría depreciarse aún más”, agregó.

Mientras que Ugalde, de la empresa de inversiones XTB Latam, acotó que “un gobierno más pro mercado podría devolver la confianza en los activos locales, elevando el apetito de los inversionistas por estos. Esto se traduciría en mayor demanda por bonos en moneda local, lo que ayudaría a disminuir las tasas largas, también en mayor demanda por acciones locales, lo que haría subir la bolsa local, y un dólar más barato”.

Los distintos escenarios y sus impactos

Así, tras los resultados de la última Encuesta Cadem, Rodrigo Castro, Jefe de Producto Administración de Cartera de Vector Capital, resaltó que “la incertidumbre sigue estando alta, pero al posicionarse Kast cerca de Boric e incluso en algunas encuestas por sobre Boric, la perspectiva del mercado es un poco mejor. De todas maneras, el factor más importante para el mercado es el resultado que se tenga en las elecciones parlamentarias”.

En relación al desplome que ha tenido la figura de Sichel en el último periodo, pese a la victoria que obtuvo en las primarias, Castro dijo que su caso “no afecta tanto al mercado. El escenario la verdad es que no ha estado claro en todo lo que llevamos de carrera presidencial. Vemos que el desempeño negativo del IPSA viene más influenciado por la posición de líder de Boric que por el mal desempeño de Sichel”.

Y añadió que, a su juicio, “el intento de Provoste de diferenciarse de Boric es para acercarse a los votantes de centro, y no vemos que tenga mayor impacto en el mercado, porque el discurso sigue siendo confuso y no favorable al mercado”.

Incluso, pese a la señal que dio el candidato de Apruebo Dignidad hacia la centroizquierda al incorporar al ex jefe programático de la ex abanderada socialista Paula Narváez, Daniel Hojman, y otros economistas que colaboraron en el último gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet a su comando, el corredor de bolsa de Vector Capital aseveró que, con esto, Boric “da una imagen de acercarse hacia el centro y tratar de moderar su programa. Pero se sigue manteniendo la cercanía con el Partido Comunista lo que a los mercados no les gusta”.

Con todo, Guillermo Araya, gerente de estudios de Renta 4, resaltó que, en el caso de que Boric resultara electo y “y logra, por ejemplo, incorporar a los sectores como el PC más moderado, el PPD (…) y la Democracia Cristiana más de izquierda, entonces ahí pudiera dar a lo mejor una mayor tranquilidad al mercado”.

Además, explicó que si el programa de Boric se modera e “incorpora cosas, por ejemplo, de Provoste, que está hecho con algunas cosas un poco más socialdemócrata, por decirlo de alguna forma, podría generar menos incertidumbre”.

Con respecto a la irrupción de José Antonio Kast, del Partido Republicano, en las encuestas, Araya comentó que “su tono ha sido conciliador, pero va a depender de cómo siga evolucionando esta crisis y de que él incorpore también, o que saque de su programa, cosas que son conflictivas, por ejemplo, la eliminación del Ministerio de Mujer”.

Así y todo, apuntó: “Con un gobierno de Kast tampoco veo el IPSA volando, porque yo creo que puede haber más conflictos que con un gobierno, por ejemplo, de centroderecha, como el de Sichel. Esto además porque sería un gobierno que iría a contrapelo con la Convención Constitucional, entonces tendríamos mucho roce con la Convención y mucho roce con lo que está pidiendo la ciudadanía en términos de cambios”.

Desde su perspectiva, para el mercado “el mejor escenario posible es que sea un candidato de centroderecha o de centroizquierda los que ganen. Ahí tendríamos un IPSA que podría llegar 5.200 puntos o buscar un alza de entre 15 o 17% hacia diciembre de 2022”.

En tanto, Luis Felipe Alarcón, economista de EuroAmerica, mencionó que el hecho de que Sichel perdiera escaños en la opinión pública “aumenta la incertidumbre, porque eso puede tener un efecto también por el lado de las parlamentarias – elecciones que también se llevarán a cabo el próximo 21 de noviembre- , y eso, por supuesto, que enreda más el escenario hacia adelante”.

“Todo apunta a que ningún candidato que salga a va a tener una mayoría clara en el Parlamento”, subrayó.

En cuanto al repunte de José Antonio Kast, Alarcón señaló que “la realidad política, la realidad del Parlamento, lo que está pasando con la Convención Constitucional es muy difícil que él pueda llevar al pie de la letra su programa, entonces al final, tiene que haber negociación, y de no haberla, todo pasa a ser un caos”.

Bajo su análisis, “el mercado lleva muchos meses con mucho pesimismo por todo lo que está pasando”, pero agregó que ha habido una moderación, “uno por el factor Banco Central, que yo creo que es muy importante. Boric, en ese sentido, ha sido bastante pragmático y yo creo que ha empoderado incluso al Banco Central diciendo que lo que está haciendo es parte de su pega, que es lo que le corresponde, y, de esa manera, soslayando un poco el discurso algo más radical que algunos economistas más de la órbita de Jadue o del Partido Comunistas han sido súper críticos”.

Luego comentó que, pensando en el 19 de diciembre, “para la segunda vuelta puede ser Boric y Provoste, o Kast y Boric, o Kast y Provoste. Yo creo que el mejor escenario sería Kast y Provoste, pensando que esos tres candidatos son los que tienen hoy día la mayor posibilidad de pasar a segunda ronda, viendo las encuestas y si es que están en lo correcto”.

/psg