El director de la Agencia de Inteligencia de la Defensa de Estados Unidos, el teniente general Scott D. Berrier, ha asegurado este martes que en un plazo de dos años que Al Qaeda podría haberse rearmado y estar lista para ser una “amenaza”.

“La evaluación actual, probablemente conservadora, es que en uno o dos años Al Qaeda haya desarrollado algún tipo capacidad para, al menos, amenazar a la patria”, ha dicho Berrier durante un evento de Seguridad Nacional, informa The New Times.

Si bien los talibanes se comprometieron en los acuerdos de paz con Estados Unidos de febrero de 2020 a no permitir que Afganistán fuera utilizado como base de operaciones del terrorismo, a la oficina de la Casa Blanca han llegado ya los primeros informes de que Al Qaeda, tradicional aliado del grupo insurgente, ya habría llevado a cabos sus primeras acciones.

Berrier ha señalado que el reto ahora es desarrollar otras formas de “tener acceso” en Afganistán, a la vez que las agencias de Seguridad e Inteligencia continúan con sus acciones en relación a China y Rusia.

Coincide con el teniente general Berrier, el subdirector de la CIA, David Cohen, quien también ha señalado que en un plazo de dos años Al Qaeda volverá a ser “una amenaza” para Estados Unidos antes incluso de que puedan ser detectados.

/gap