Después de que la empresa coreana Hyundai anunciara ayer la paralización de la construcción del Puente Chacao, acusando una serie de “incumplimientos de compromisos” por parte del MOP, el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, recalcó que en este tipo de contratos “no es del más allá que haya diferencias”.

Así, el jefe de la billetera fiscal declaró: “Hasta donde yo entiendo, el Gobierno ha honrado exactamente lo que el contrato define, la empresa coreana ha planteado lo contrario, y cuando hay estas discrepancias de visión en un Estado de derecho serio como el que nosotros tenemos, corresponde que sean los mecanismos predefinidos, en este caso la justicia chilena, si es que hay que llegar a esa instancia, quien dirima quién tiene la razón”.

Dadas las declaraciones de Hyundai, que apuntó a “la mala fe con que se han llevado las conversaciones” con el MOP y a “la completa inseguridad jurídica que se instala como consecuencia”, Briones fue consultado por si el anuncio de cese de operaciones de la coreana es un golpe adicional de incertidumbre en materia económica.

Ante la pregunta, el ministro respondió: “No lo creo, discrepo de esa visión que ha planteado la empresa. Hay que constatar que en estos megacontratos, de muchos cientos de millones de dólares, de mucha ingeniería, es bastante común que ocurran estas diferencias”.

“En sector construcción, en sector infraestructura, esto lo vemos, ocurren, hay renegociaciones por montos cuantiosos y no es inusual que ocurran este tipo de diferendos que tendrán que ser determinados en las instancias que los propios contratos han decidido, que en este caso es la justicia chilena. Esto no es del más allá que haya diferencias”, agregó.

Respecto al efecto en el empleo de la zona, dado que la compañía dijo que los trabajadores de la obra “perderán sus empleos”, Briones expresó que “evidentemente si hay una parálisis, la gente que estaba empleada no va a poder seguir trabajando. Ahora, con todo, esto es de un orden de magnitud pequeño respecto de lo que más nos importa a nosotros como Gobierno que es el alza del desempleo a nivel nacional”.

Briones: “No soy creyente, pero la Navidad me encanta”

En la víspera navideña, el economista fue consultado por qué regalo le pidió al Viejito Pascuero como ministro de Hacienda, a lo que respondió: “No soy creyente, pero la Navidad me encanta”.

“Lo conversábamos ayer con toda la gente que trabaja en el Ministerio de Hacienda, tuvimos una convivencia, (la Navidad) es una ocasión espectacular para juntarnos en familia, en una mesa a conversar y creo que en este momento particular que vive Chile esta conversación es todavía más importante”.

“Lo que pasa en las familias es algo que uno quisiera se replicase a nivel país, o sea que tuviéramos la capacidad de dialogar, de empatizar con el otro, de ver cuáles son sus dolores, cuáles son sus miradas de largo plazo. Yo no pierdo mi esperanza de que eso vaya a ir ocurriendo en nuestro país”, expresó.

Así, para concluir, dijo: “Al viejito pascuero le pido que ojalá ese diálogo que espero que se dé en la familia esta noche, se pueda replicar a nivel país”.

/psg