Pese a que esta es semana distrital, este martes los senadores se reunieron en sala para analizar la acusación constitucional contra el Presidente Sebastián Piñera. Antes de que eso iniciara, se esperaba que se diera cuenta en sala del oficio que contiene los integrantes de la comisión mixta que deberán resolver las divergencias que hubo entre el Senado y la Cámara de Diputados respecto al cuarto retiro de AFP.

Y así ocurrió. Pero antes de que iniciara la sesión de sala, la presidenta del Senado, Ximena Rincón, dio más detalles en un punto de prensa: “Se va a dar cuenta hoy día en la sala y vamos a pedirles y convocar a los senadores y diputados para que se constituyan el día de mañana”.

Esto ocurre luego de que la semana pasada la sala del Senado rechazó la idea de legislar la iniciativa, ya que le faltó un voto. A raíz de ello se decidieron los diez nombres que integrarían la comisión mixta.

Por el lado del Senado, estarán quienes son parte de la Comisión de Constitución, es decir, Pedro Araya (IND), Alfonso de Urresti (PS), Luz Ebensperger (UDI), Rodrigo Galilea (RN) y Francisco Huenchumilla (DC). En tanto, los diputados que conformarán la instancia son: Karol Cariola (PC), Osvaldo Urrutia (UDI), Gonzalo Fuenzalida (RN), Marcos Ilabaca (PS) y Marcelo Díaz (UNIR).

Y no se espera un camino fácil hacia adelante para los parlamentarios de oposición. Esto, porque el informe que se elabore en la comisión mixta debe ser ratificado por un quórum de 3/5 en ambas cámaras, lo que se da en un complejo escenario teniendo en cuenta que al ser rechazado en general en el Senado, no hay bordes para comenzar a negociar con los diputados.

Hoy las posturas están alejadas. Y a diferencia de otros proyectos, las discrepancias no enfrentan hoy a oposición y oficialismo, sino que están más bien radicadas entre los propios parlamentarios de centroizquierda, lo que pone en jaque el avance del proyecto que permite un cuarto retiro de 10% de los fondos de pensiones.

Si bien los senadores de oposición en su mayoría votaron a favor de la idea de legislar, la condición para seguir adelante con esa iniciativa era realizar cambios sustantivos en la discusión en particular, mientras que por el lado de los diputados opositores no parece haber la misma disposición.

Entre las modificaciones que piden los senadores de oposición está impedir el retiro de los fondos de pensiones a todas aquellas personas que tengan un ingreso mensual igual o superior a $ 4 millones y fijar un pago de impuestos para quienes tengan ingresos mensuales de $ 2,6 millones.

Otro cambio relevante es que el pago se realice en dos cuotas, de manera obligatoria, para amortiguar los impactos en el mercado financiero. Pero entre las más relevantes estaban retirar de este proyecto un segundo anticipo de las rentas vitalicias y poner un cerrojo a futuros retiros, por ejemplo elevando el quorum requerido para ello.

/psg