Hasta la Comisión de Constitución del Senado acudió en calidad de invitado el presidente del Banco Central (BC), Mario Marcel, para explicar y alertar a los legisladores sobre los efectos negativos en la economía del cuarto retiro previsional que se tramita en la Cámara Alta.

La principal observación del especialista, fue en torno a una eventual alza en los dividendos hipotecarios de quienes deseen adquirir una propiedad en el corto y mediano plazo.

Según ejemplificó Marcel, ante los senadores integrantes de la Comisión de Constitución, “en un crédito de 2 mil UF (unos $60.104.720), un dividendo de $380.400 pesos podría pasar a $470.767 por alza de tasas y mayor inflación”.

“Tiene implicancias para el financiamiento hipotecario (…) si además se va reduciendo el tamaño del mercado de capital en moneda local de largo plazo, lo que va a ocurrir es que habrá menos financiamiento para crédito hipotecario y a lo mejor ya no va haber financiamiento a 30 años, podrá irse acortando incluso por sobre los 20 años”, agregó.

En esta línea, Mario Marcel acusó que también “van a comenzar a surgir los créditos en dólares, donde las personas asumen un riesgo cambiario”.

El complejo escenario en torno a la vivienda, según el líder del Banco Central, se daría “ante cualquier retiro de fondos de pensiones” independiente de las indicaciones que se ingresen en el Senado, ya que, los retiros previsionales han incrementado la inflación en Chile por sobre el 4,4% que se proyectaba en junio.

Pese a la explicación en simple de Mario Marcel, la exposición no dejó satisfechos a todos los legisladores.

Desde la oposición, por ejemplo, el senador del PS, Alfonso de Urresti, criticó que “es una visión técnica, pero yo legislo para la ciudadanía que está en la calle“.

“Usted no considera la realidad de la gente concreta”, acusó de Urresti a Mario Marcel.

/psg