Un doloroso golpe de realidad, como apuntaba Juan Ignacio Brito. “Lo que partió con épica, se está transformando en un meme”, asegura. Nada de concesiones.

“Tenemos un equipo que no logra mostrar capacidad ni fiato mínimo, comete errores no forzados, desconoce los temas y está desinformado”, escribe.

Por eso, dice, “es necesario poner a cargo a un adulto responsable: designar a un político de trayectoria y peso en el Ministerio del Interior y darle espacio para diseñar e implementar una estrategia que rescate lo que hoy parece a la deriva”.

Boletín semanal de Opinión de La Tercera Por Juan Paulo Iglesias

/gap