Los senadores de la Democracia Cristiana, Ximena Rincón, Matías Walker e Iván Flores, junto al socialista Fidel Espinoza, ingresaron un proyecto de reforma constitucional para asegurar que continuará el proceso para tener una Nueva Constitución, en el caso de que triunfe el Rechazo en el plebiscito de salida del 4 de septiembre.

De acuerdo a Walker, el proceso “va a continuar a través de un proceso democrático y paritario. La paridad entre hombres y mujeres llegó para quedarse”.

La iniciativa busca reemplazar el artículo 142 de la Constitución, que establece que si el texto propuesto por la Convención Constitucional es rechazado, se continuará con la Carta Magna vigente.

En ese sentido, la propuesta establece que “si la cuestión planteada al electorado el plebiscito ratificatorio fuere rechazada, el Presidente la República, en el plazo de quince días, enviará al Congreso Nacional un proyecto de reforma Constitucional para definir democráticamente los mecanismos paritarios de continuación del procedimiento para elaborar una Nueva Constitución, el que deberá ser despachado a ley en un plazo no mayo a treinta días desde su ingreso“.

“Chile dijo mayoritariamente que quería una Nueva Constitución”

La senadora Rincón explicó que la iniciativa es “para asegurar al país la continuación del proceso constitucional, para poder tener una Constitución que nos albergue a todos y todas. Una buena Nueva Constitución”.

“En la eventualidad de que gane la opción Rechazo, en el plebiscito de salida del 4 de septiembre, no queremos quedarnos con la redacción actual del 142 que establece que sigue vigente la Constitución que tiene hoy día el país”, agregó.

Además, expuso que se debería llevar a cabo un plebiscito “para elegir el mecanismo. Pero creemos que ya Chile habló el 25 de octubre de 2020 y dijo mayoritariamente que quería una Nueva constitución. Por lo tanto, eso no está en discusión”.

“La idea es que el mecanismo se establezca democráticamente”, sostuvo.