El multimillonario Elon Musk ha respaldado al Partido Republicano en las elecciones de medio término en EE.UU. a menos de 24 horas de que se celebren, según un mensaje publicado este lunes en su cuenta oficial de Twitter.

“A los votantes independientes: el poder compartido frena los peores excesos de ambos partidos, por lo que recomiendo votar por un Congreso republicano, dado que la presidencia es demócrata”, reza el tuit, que ha recibido más de 100.000 ‘me gusta’ en apenas unos minutos.

En un mensaje posterior, señaló que los partidarios “acérrimos” de los demócratas o los republicanos nunca votan por otro partido político, por lo que asegura que “son los votantes independientes los que realmente deciden quién está a cargo”.

Caída de acciones

Tras conocerse la noticia, las acciones del fabricante de automóviles estadounidense Tesla, cuyo director general es Musk, han caído un 4,53 %, situándose en 197 dólares la unidad, de acuerdo con los datos de MarketWatch.

Hace unos meses el polifacético empresario admitió que en el pasado ha votado por el Partido Demócrata estadounidense, pero afirmó que tras convertirse en el “partido de la división y el odio” tomó la decisión de no apoyarlos más y votar por los republicanos.

Asimismo, arremetió contra el actual presidente, Joe Biden, y su Gobierno declarando que el Ejecutivo parece que no puede hacer muchas cosas. “En la Administración de Trump, dejando de lado a Trump, había mucha gente que era eficaz para conseguir cosas”, añadió en ese momento.

Comicios decisivos

Este martes 8 de noviembre Estados Unidos celebra sus elecciones de medio término, el evento más importante del ciclo electoral del país norteamericano después de los comicios presidenciales. En ellas se elegirán a los miembros del Congreso y, en la mayoría de los estados, también a los gobernadores, además de autoridades locales en algunos estados.

Como en EE.UU. rige un sistema bipartidista, en los presentes comicios está en juego cuál de los dos grandes partidos tendrá el control del Senado y la Cámara de Representantes. De esta manera, la agenda legislativa de la formación política ganadora tendrá más oportunidades de salir adelante.

En esta cita electoral se disputan 34 de los 100 escaños totales que tiene el Senado, que actualmente está dividido en 50 integrantes demócratas y 50 republicanos, con el voto decisivo de la vicepresidenta demócrata Kamala Harris.

Asimismo, los comicios de mitad de mandato servirán para renovar los 435 escaños que conforman la Cámara de Representantes, dominada por el Partido Demócrata. En la actualidad, 220 integrantes son oficialistas y 212 republicanos.

Según Reuters, los demócratas enfrentan una “dura batalla” para retener el control del Congreso, detallando que los pronósticos no partidistas y las encuestas sugieren que los republicanos tienen muchas posibilidades de obtener la mayoría en la Cámara Baja, mientras es probable que el control del Senado esté más reñido.

/psg