El precio del dólar revirtió la tendencia inicial y cerró a la baja con que completó su tercera sesión de retrocesos y anotó su menor nivel en más de dos meses, en medio de un ajuste técnico.

La moneda estadounidense terminó las operaciones con un descenso de $2,92 a $824,28 vendedor comparado con $827,20 del viernes, con lo que acumuló un descenso de $15,1 en las últimas tres sesiones y registró su menor nivel desde el 5 de marzo.

Sin embargo operadores estiman que la divisa retomará la tendencia alcista en las próximas semanas debido a un aumento en la aversión al riesgo de los inversionistas ante el rebrote de casos de coronavirus en China y otros países, que borró el optimismo por reaperturas de algunas economías que había impulsado a los mercados la semana pasada.

“Tiene que ver con un ajuste técnico no más. Eso más la liquidación constante de divisas de Hacienda. Sin embargo, los fundamentos siguen siendo alcistas. Fue una corrección dentro de la tendencia. Puede caer hasta $ 800 y sigue siendo alcista”, dijo un operador de la plaza local.

En tanto, César Valencia, analista de Alpari, señaló que “por el lado fundamental, lo vemos aun alcista a mediano plazo y por técnico vemos que podría llegar a $820 y de ahí rebotar al alza a valores de $840. Un segundo escenario de corto plazo, es que llegue a romper $820, porque ahí se iría a $800 pero mantenemos sesgo alcista hacia adelante”.

La caída del tipo de cambio se dio pese a un avance del la divisa a nivel global y un descenso en el precio del cobre.

El dólar index, que mide a la divisa estadounidense frente a una canasta de seis monedas líquidas, entre ellas el euro, subía 0,47% a 100.206 puntos y los futuros a tres meses del cobre, la principal exportación del país, descendían 1,06% a US$2,3805 en la Bolsa de Metales de Londres.

La ciudad china de Wuhan, donde se inicio el brote de coronavirus, reportó este lunes sus primeros contegios desde que se levantara la cuarentena hace un mes atrás, mientras que Corea del Sur y Alemania también informaron de nuevos casos, lo que abrió preocupaciones en torno a que se podría dar un nuevo impulso a la propagación de la pandemia lo que podría frenar el proceso gradual de reapertura de las mayores economías mundiales que se había dado en las últimas semanas.

(psg