La Inteligencia de Estados Unidos ha facilitado información a Kiev sobre unidades militares rusas con el objetivo de ayudar a las fuerzas ucranianas a atacar a generales rusos, según han confirmado este miércoles los servicios estadounidenses al diario ‘The New York Times’.

Alrededor de doce generales rusos han muerto en el frente desde que Rusia invadió Ucrania el pasado 24 de febrero, han asegurado funcionarios ucranianos, sin especificar cuántos fallecieron gracias a las indicaciones de la Inteligencia estadounidense.

Estados Unidos ha compartido con Ucrania información sobre el campo de batalla en tiempo real, como la ubicación de los cuarteles generales móviles del Ejército ruso y los movimientos de las tropas rusas en la región del Donbás, han subrayado funcionarios estadounidenses a este periódico.

Ucrania ha utilizado esta información y la ha combinado con las comunicaciones que han interceptado a los rusos. Según un ex alto comandante del Ejército estadounidense en Europa, Frederick B. Hodges, el uso de estos dispositivos no seguros por parte de Moscú muestra “una mala disciplina, falta de experiencia, arrogancia y falta de apreciación de las capacidades ucranianas”.

“No es difícil geolocalizar a alguien que habla por teléfono a escondidas”, agregó Hodges.

Asimismo, el portavoz del Pentágono, John Kirby, indicó a ‘The New York Times’ que no iba a comentar el informe, pero si ha dicho que Estados Unidos proporciona “a Ucrania información e inteligencia que pueden utilizar para defenderse”.

LAS PRÁCTICAS BIELORRUSAS

Estados Unidos aseguró que “no tiene indicios” de que Bielorrusia haya mostrado intenciones de involucrarse militarmente en Ucrania tras el anuncio por parte de Minsk de iniciar simulacros para evaluar la preparación de su capacidad de combate.

“Ha comenzado un control sorpresa de las fuerzas de reacción en las Fuerzas Armadas de Bielorrusia, durante el cual las unidades y subunidades militares tendrán que ponerse en alerta, marchar a áreas designadas y realizar tareas de entrenamiento de combate”, señaló el Ministerio de Defensa bielorruso, tal y como recogió la agencia de noticias TASS.

El Ministerio de Defensa destacó que estas actividades son las “formas más efectivas de entrenar a las tropas” y que no representan ninguna amenaza ni para la comunidad europea en su conjunto ni para los países vecinos en particular”.

“No creo que tengamos una evaluación firme y clara del anuncio de este ejercicio. Podrían ser solo ejercicios. Podría decirles que no tenemos indicios de que Bielorrusia haya mostrado intención de involucrarse en Ucrania”, teorizó un alto funcionario de Defensa estadounidense.

(Con información de Europa Press)

/psg