Luego que la inflación de abril volviera a registrar una fuerte alza llevando al registro en doce meses a alcanzar su mayor nivel desde 1994, el ministro de Economía, Nicolás Grau, señaló que, si bien, el aumento en los precios se debe principalmente de factores internacionales, eso no es excluyente de que el gobierno deba tomar medidas.

Sin embargo, advirtió que una política de ayudas generalizadas “no es la mejor idea”.

“Este es un fenómeno mundial, eso no significa que como país, como Estado y, en particular, como gobierno no podamos hacer nada”, dijo Grau en entrevista con Radio Cooperativa.

Asimismo sostuvo que “por un lado corresponde que el Banco Central tome un conjunto de medidas, que es lo que está haciendo, y por otro lado corresponde que el gobierno central tome un conjunto de medidas”.

En este sentido señaló que por el lado del gobierno se está teniendo una política fiscal responsable para no aumentar las presiones inflacionarias, y se están implementando un conjunto de políticas que lo que buscan es que las alzas de precios no terminen afectando a las familias.

“El primer problema del gobierno es centrarse en las familias y en su bienestar, eso se desarrolla en dos dimensiones: en el corto plazo necesita desarrollar un conjunto de ayudas, que es lo que estamos haciendo”, afirmó.

Especulación en los precios

Respecto de si la alta inflación también podría estar respondiendo a un fenómeno de especulación en los precios, Grau sostuvo que el gobierno “no tiene antecedentes de que esto esté siendo un problema generalizado”.

“Tenemos una preocupación como gobierno de que estas cosas siempre se vayan revisando. Otra cosa es decir que tenemos indicios de que esto esté pasando.. Son dos cosas distintas. Al gobierno le corresponde estar siempre atento a esto y también le corresponde ser responsable en sus distintas declaraciones”, indicó.

En este sentido señaló que eso no significa que no se esté monitoreando la situación.

/psg