Vladimir Putin está “muy enfermo de cáncer en la sangre”, según un nuevo informe, en medio de las continuas especulaciones sobre la salud del presidente ruso.

La afirmación proviene de una grabación de audio de un oligarca cercano al Kremlin que fue dada a conocer en la revista New Lines.

En la grabación, el oligarca, que sólo se nombra como “Yuri” para proteger su identidad, afirmaba que varios de los problemas de salud de Putin están relacionados con un cáncer de sangre.

Un ejemplo de ello son sus problemas de espalda, según informa New Lines. El presidente ruso fue operado allí en octubre de 2021.

La revista también puso como ejemplos la cara cada vez más hinchada de Putin (que podría indicar uso de esteroides) y el hecho de que parece caminar con una cojera.

Otras fuentes han afirmado en los últimos meses que Putin, de 69 años, padece Parkinson. Se lo ha visto en público con menos frecuencia de lo normal, y cuando sale en la televisión, sus apariciones están muy guionadas.

En su discurso del lunes pasado con motivo del Día de la Victoria en Moscú, se lo vio caminar distinto para ocultar su cojera.

En marzo, tras pronunciar un discurso a favor de la guerra en Ucrania, Putin fue filmado bajando un corto tramo de escaleras poniendo más peso en su pierna izquierda.

Su mano derecha ha sido vista temblando, mientras que también se le vio agarrando el reposabrazos de una silla durante una reunión con el presidente, bielorruso Alexander Lukashenko.

A finales de abril, el popular canal de Telegram General SVR aseguró que Putin podría verse obligado a ceder el control de la ofensiva en Ucrania “durante algunos días”, ya que, según se informa, se someterá a una operación por cáncer.

“La operación estaba prevista para la segunda quincena de abril, pero se retrasó”, según SVR. “El presidente ruso Vladimir Putin padece una enfermedad oncológica y los últimos problemas identificados durante [su último] examen están asociados a esta enfermedad’, agregó.

El medio afirma que también padece “la enfermedad de Parkinson y el trastorno esquizoafectivo, que conlleva síntomas como alucinaciones”.

/psg