El Pleno del Tribunal Constitucional adoptó acuerdo y resolvió rechazar el requerimiento de inaplicabilidad por inconstitucionalidad presentado por la Sociedad Pesquera Landes S.A., respecto del artículo 5°, inciso tercero de la Ley General de Pesca y Acuicultura.

Esta disposición introducida en la ley prescribe que: “La especie Dosidicus gigas o jibia sólo podrá ser extraída utilizando potera o línea de mano como aparejo de pesca. Se prohíbe cualquier otro tipo de arte o aparejo de pesca. Los armadores que infrinjan el presente artículo serán sancionados con multa de 500 unidades tributarias mensuales y el comiso de las especies hidrobiológicas y de los productos derivados de éstas”.

La votación se resolvió con 8 votos a favor y 2 en contra.

Sobre el fallo, el presidente del Consejo Nacional por la Defensa del Patrimonio Pesquero (Condepp), Hernán Cortés, dijo que le parecía “una excelente noticia que el Tribunal Constitucional haya determinado no innovar en relación a la ley de la jibia”.

“Me parece que es una buena señal al igual que lo que ocurrió ayer con el tema del 10%. Esto es esperanzador, esperamos que se anule la Ley Longueira”, añadió.

De esta forma la captura de la jibia quedó zanjada a favor de los pescadores artesanales.

/gap