La situación económica no pinta nada bien. Luego de meses de altas tasas de crecimiento producto de la reactivación pospandemia, las ayudas fiscales a la ciudadanía (IFE, subsidios, etc) y los retiros de fondos previsionales, la economía muestra evidentes signos de fatiga.

El Imacec de septiembre, de hecho, fue negativo y la mayoría de las proyecciones de los expertos y el mercado apuntan a que el PIB de Chile se va a contraer en 2023.

El panorama es sombrío y, por lo mismo, cunde la preocupación de la gente, que además ha sufrido los efectos de la alta inflación de los últimos meses.

De acuerdo a cifras del Banco Central, la liquidez de los chilenos (medido a través del denominado M1, el cual está compuesto por billetes y monedas en circulación, cuentas corrientes y cuentas a la vista) ha ido bajando continuamente.

Sin embargo, esa liquidez aun no vuelve a los niveles prepandemia. O sea, queda dinero aún en esas cuentas. El (gran) problema es que no todos saben qué hacer con él, si es que no tienen deudas y/o no quieren gastarlo.

Macarena es una de ellas. Esta periodista de 35 años que trabaja en la administración pública a honorarios ha logrado ahorrar $ 10.000.000. Tiene su plata en su cuenta corriente y ahora quiere invertir. Pero no tiene claro dónde, cómo y en qué.

Depósitos a plazo

El sistema financiero chileno ofrece un sinfín de posibilidades. Para aquellas personas bancarizadas, un depósito a plazo asoma como lo más rápido y sencillo de hacer. Todos los bancos permiten a sus clientes invertir en este mecanismo. Y se ha vuelto popular.

ASÍ RENTA UNA INVERSIÓN DE $ 10.000.000 EN EL SANTANDER

De acuerdo a información que publicó Pulso, las tasas de depósitos a plazo en pesos alcanzaron su mayor nivel en más de dos décadas. Según cifras del Banco Central, la tasa de captación promedio de 30 a 89 días estuvo en 10,82% en octubre, su mayor registro desde abril del año 2000. Y de 90 días a 1 año, la tasa en pesos se ubica en 11,35%, su mayor nivel desde abril de 1999.

En base a esta información, nos dimos una vuelta por algunas instituciones de la plaza local para simular una inversión por $ 10.000.000, es decir, lo que ha logrado ahorrar Macarena en los últimos años.

* Santander ofrece una “tasa especial internet” de 9,49% para un depósito a 365 días. Es decir, la inversión generará una ganancia de $ 949 mil al cabo de un año.

* Itaú, por su lado, ofrece una tasa mayor, de 11,005%, pero a un plazo de 355 días, o 0,93% mensual.

* Banco de Chile, para un depósito a plazo fijo de 89 días, da una tasa de 2,759%. Esto quiere decir que por invertir estos $ 10 millones, obtendrá $ 275.900 al término de ese periodo. Tal como Itaú, la tasa mensual es de 0,93%.

* Conosorcio, para ese mismo monto, a un plazo fijo de 361 días, ofrece una tasa de interés de 10,1080%. O sea que, al fin de ese lapso, Macarena (o cualquier persona que quiera invertir “diez palos”) recibirá $ 11.010.800 de vuelta.

* Fintual, una de las startup que se ha vuelto popular en el último tiempo, especialmente entre los jóvenes, ofrece una tasa de 10,24% para un plazo de 360 días. En una simulación en su página web, el “objetivo de reserva” podría redituar al inversor $ 1.024.000 en ese plazo o $ 286.500 en 90 días.

Cabe destacar que todas estas ganancias proyectadas son de carácter nominal, es decir, a esos porcentajes hay que restarles la inflación del período. La gracia que tiene esta inversión en el contexto actual es que la plata que Macarena retiraría, por ejemplo, en el plazo de un año, compraría más productos y servicios que hoy debido a la menor inflación que proyectan los expertos para 2023.

¿Qué dicen los expertos?

Los expertos coinciden en que la renta fija chilena volvió a ser una buena alternativa de inversión después de mucho tempo. “Te ganas alrededor del 10% nominal sin comerte el riesgo de la renta variable (acciones)”, dijo a La Tercera un ejecutivo de una empresa de inversiones que prefirió no revelar su nombre.

SIMULACIÓN DE UNA INVERSIÓN EN FINTUAL

El gerente general de STF Capital, Luis Flores, recomienda a personas sin mayores conocimientos financieros invertir en instrumentos de corto plazo, menores a 1 año y en pesos, aprovechando las altas tasas de interés de corto plazo.

No obstante, recomienda ir un poco más allá y apuntar a los pactos con corredoras de bolsa, que son contratos entre el inversionista y una gestora donde esta última invierte los recursos en depósitos en bancos. Dicha alternativa, dice, entrega tasas de 1,05% mensual, es decir, 12,6% anual, porcentaje mayor a lo que entregan los bancos directamente.

PANTALLAZO DE UNA SIMULACIÓN DE DEPÓSITO A PLAZO EN EL BANCO DE CHILE

Sin tener claro un perfil de riesgo, y para plazos mayores a un año, el gerente general de la Fintech de planificación financiera Patrimore, Sergio Tricio, recomienda invertir esos $ 10.000.000 de Macarena en un depósito a plazo a 360 días en pesos por el 60% de ese dinero, mientras que por el 40% restante invertir en “la Cuenta 2 de la AFP, en el multifondo C”.

Cuenta 2

La Cuenta 2 de las AFP también se ha convertido en una alternativa relativamente fácil de inversión. Es cosa de ingresar a su administradora, tal como se hace con la del banco. La rentabilidad de la Cuenta 2 es exactamente la misma de los multifondos (que van a desaparecer si se aprueba la actual reforma de pensiones).

Y tal como las AFP, en la Cuenta 2 hay que pagar comisión.

“Nuestra comisión de Cuenta 2 es un 0,95% anual del saldo administrado. Por ejemplo, si tienes en tu Cuenta 2 $1.000.000, se cobrará una comisión de $792 mensuales, lo que equivale $9.500 anuales”, recuerda Cuprum en su página web.

Lo malo es que los multifondos no han tenido el mejor desempeño en el último tiempo. De acuerdo a las cifras de la Superintendencia de Pensiones, la rentabilidad del Fondo A, el más riesgoso del sistema, acumula una dura caída de 17,8% entre enero y octubre de este año.

PANTALLAZO DE UNA SIMULACIÓN EN CUPRUM. PROYECCIÓN DE RENTABILIDAD DE UN MONTO DE $ 10 MILLONES EN UN PLAZO DE 10 AÑOS

Esto quiere decir que si Macarena hubiera invertido esos $ 10 millones el último día hábil de 2021, en el Fondo A, hoy tendría un $ 1.780.000 menos. Si lo hubiera hecho en el fondo E, el menos riesgoso, habría tenido una mínima rentabilidad de 0,53%.

Sin embargo, en el largo plazo el escenario es mucho más positivo. Claro porque el Fondo A registra una rentabilidad promedio anual de UF+5,30% en el periodo septiembre 2002 y octubre 2022. En ese mismo lapso, el retorno del Fondo E es de 2,96%.

Fondos mutuos

Los fondos mutuos son otra alternativa relativamente fácil de invertir para la gente que está bancarizada ya que la mayoría de los bancos la ofrecen para sus clientes. Pero aquí hay de todo: fondos que rentan mucho y otros que pierden mucho.

PANTALLAZO DE UNA SIMULACIÓN PARA INVERTIR EN FONDOS MUTUOS

Dentro de las amplias categorías de fondos de deuda, accionarios, balanceados y garantizados, los partícipes pueden elegir entre diferentes estrategias de inversión. Hoy existen más de 2.000 alternativas (series de fondos) con objetivos y cualidades para adaptarse a los diversos perfiles de los partícipes, de acuerdo a la Asociación de Fondos Mutuos.

“Es posible ahorrar e invertir en fondos mutuos a partir de $5.000, es por ello que aún siendo pequeño el aporte realizado, se accede a las ventajas que entregan los fondos, como el alcance a los mercados del mundo y a instrumentos de inversión que en forma individual no sería posible”, consigna el gremio.

La CMF explica que la rentabilidad de un fondo mutuo se mide por la variación experimentada en el valor de su cuota, el que se calcula en forma diaria, en la cual se descuenta la remuneración de la administradora. Sin embargo, la inversión o el rescate puede estar afecto a una comisión de entrada o de salida, la que debe considerarse para calcular la rentabilidad de la inversión.

Y ojo que la ganancia obtenida en el pasado por un fondo mutuo no garantiza que ella se repita en el futuro, dado que los valores de las cuotas son variables, pudiendo obtener pérdidas o ganancias de capital en los instrumentos en los cuales la sociedad administradora invierte por cuenta del fondo y de la capacidad de gestión de ésta última.

Acciones

La otra gran apuesta es la bolsa. Pero ahí puede pasar de todo. La inversión es mucho más riesgosa y Macarena podría ganar mucho o perder mucho. El Índice de Precios Selectivo de Acciones, el famoso IPSA, es el gran referente de la Bolsa de Santiago y mide las variaciones de precios de las 30 sociedades con mayor presencia bursátil ahí.

¿Cómo le fue en 2021? Subió, pero solo un 3,14%. Y decimos “solo” porque la economía chilena (medida con el PIB) registró el año pasado su mayor alza anual desde que existen registros: 11,7%, según el Banco Central. En este 2022 de enfriamiento económico, no obstante, el rendimiento del IPSA ha sido sobresaliente y acumula un salto de 23,9%.

Esto quiere decir que si el último día hábil de 2021 Macarena hubiera invertido $ 10 millones en alguna acción con un rendimiento igual al del IPSA, hoy podría estar retirando más de $ 2,39 millones, menos la comisión…y menos los impuestos.

¿Impuestos? Sí. Hasta antes del 1 de septiembre había una exención a la ganancia de capital (artículo 107 de la Ley sobre Impuesto a la Renta). Pero ya no. Desde esa fecha se aplica una tasa de impuesto único a la ganancia de capital del 10%. Por lo tanto, si Macarena hubiera vendido sus acciones después de esa fecha, tendría que pagar 10% en impuestos por esa utilidad.

¿Cómo invertir en la bolsa?

Es un poco más complicado. Si una persona quiere invertir comprando acciones, es decir, participación en la propiedad de una o más empresas, tiene que acudir a una corredora de bolsa.

Hoy algunas que permiten hacerse cliente de manera 100% online, donde tienen posibilidad de acceder a distintos productos. Sin embargo, para poder invertir en renta variable (acciones), deben contactarse con un asesor para que le explique de qué se trata este tipo de inversión, qué riesgos tiene y los costos asociados que, en general, corresponden a comisiones que dependerán del monto que se invierta.

LarrainVial
LARRAINVIAL ES UNA DE LAS MAYORES CORREDORAS DE BOLSA DEL PAÍS

En ese contexto, el asesor le hace una recomendación personalizada ajustada a su perfil de riesgo y objetivo de inversión, con un monto base para poder tener una cartera correctamente diversificada.

Si bien es el deber de las instituciones financieras informar y asesorar a sus clientes en sus inversiones, si una persona que tiene menos de lo recomendado para comprar acciones y quiere hacerlo de todas maneras, lo puede hacer, arriesgándose por supuesto a correr los riesgos explicados anticipadamente por el experto.

Original de La Tercera

/psg