El Tesoro de Estados Unidos anunció el martes que enviará 1.700 millones de dólares adicionales en asistencia económica a Ucrania para ayudar a financiar la recuperación del país tras la invasión rusa.

“Esta ayuda contribuirá a que el gobierno democrático de Ucrania preste servicios esenciales al pueblo ucraniano”, dijo la secretaria del Tesoro, Janet Yellen, en un comunicado. Los fondos forman parte del paquete de ayuda de 7.500 millones de dólares firmado por el presidente Joe Biden en mayo.

Los fondos son parte de un paquete de ayudas a Ucrania por 7.500 millones dólares firmado en mayo por el presidente Joe Biden y se canalizarán a través del Banco Mundial (BM). “Esta última contribución de asistencia económica para Ucrania es parte del compromiso del presidente Biden de apoyar al Gobierno de Ucrania mientras defiende la democracia del país contra la guerra no provocada e injustificable de Rusia”, dijo Yellen en la nota.

La partida se destinará a operaciones críticas en Ucrania, como el pago de los salarios de los trabajadores de la salud, según el comunicado del Tesoro.

Según estimaciones del BM, la guerra, que comenzó con la invasión de Rusia a su vecino en febrero, podría provocar que la economía ucraniana se contraiga hasta en un 45% en 2022. Actualmente, el país del este europeo tiene un déficit presupuestario que crece 5.000 millones de dólares cada mes, exacerbado por su incapacidad para recaudar fondos o acceder a financiamiento en los mercados externos.

El sábado pasado, el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, anunció que enviará más de 360 millones de dólares en asistencia humanitaria adicional a Ucrania que irán destinados a comida, agua potable, ayudas económicas y refugio, entre otras cosas.

“Nuestro compromiso con el pueblo ucraniano es firme”, escribió Blinken en un mensaje en su cuenta de Twitter, en el que añadió que el dinero “ayudará a la gente en Ucrania y a los refugiados que se han visto obligados a abandonar su país por la brutal guerra de Rusia”.

Poco después, el Departamento de Estado detalló en un comunicado que los fondos se enviarán por dos canales: 288 millones de dólares a través del propio Departamento y más de 80 millones a través de la Agencia de EE.UU. para el Desarrollo Internacional (USAID, en inglés).

“Desde el comienzo de la guerra (…) Estados Unidos ha proporcionado más de 1.280 millones de dólares en asistencia humanitaria para hacer frente a esta crisis, y somos el mayor donante individual de asistencia humanitaria a Ucrania”, reza el escrito, firmado por Blinken.

El Gobierno estadounidense anunció el viernes un paquete de ayuda militar adicional para Ucrania de 400 millones de dólares, con armas de “una mayor capacidad de precisión”, que incluye cuatro Sistemas de Cohetes de Artillería de Alta Movilidad (HIMARS, en inglés) y municiones para estos proyectiles de largo alcance.

Los aliados de Kiev se han apresurado a bombear ayuda a Ucrania, y el G7 y la Unión Europea también anunciaron compromisos por 29.600 millones de dólares, de los cuales 8.500 millones son provenientes de Estados Unidos, según el Departamento del Tesoro.

Washington ya hizo dos desembolsos de 500 millones de dólares a través del BM en abril y mayo para ayudar a cubrir los costos inmediatos de Ucrania mientras luchaba contra la invasión de Rusia, así como un tercer pago de 1.300 millones en junio, según el Tesoro.

El último tramo de los fondos de asistencia se transferirá a finales de septiembre.

Por otra parte, Washington ya ha suministrado a Kiev más de 6.000 millones de dólares en equipamiento militar desde el inicio de la invasión rusa.

(Con información de AFP, EFE y AP)

/psg