Los precios mundiales de los alimentos subieron por décimo mes consecutivo en marzo y tocaron su nivel más alto desde julio de 2014, encabezados por saltos en los índices de aceites vegetales, carne y lácteos, dijo el jueves la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

El índice de precios de la FAO, que mide las variaciones mensuales para una canasta de cereales, oleaginosas, productos lácteos, carnes y azúcar, promedió 118,5 puntos el mes pasado frente a la cifra de febrero de 116,1, revisada desde 116,0.

La FAO indicó además que las cosechas de cereales en todo el mundo seguían camino a alcanzar un récord anual en 2020, agregando que los primeros indicios apuntaban a un mayor aumento en la producción en 2021.

El índice de precios de cereales de la FAO bajó un 1,7% mensual en marzo luego de ocho meses seguidos de avance. No obstante, la medición sigue mostrando un alza de 26,5% respecto al mismo mes del año pasado.

Entre los principales cereales, los precios de exportación del trigo fueron los que más cayeron, disminuyendo un 2,4% en el mes, lo que refleja una buena oferta y unas perspectivas alentadoras de producción para las cosechas de 2021, dijo la FAO.

/