Julian Nagelsmann ya es el entrenador más caro de la historia. Los 25 millones pagados por el Bayern al RB Leipzig le permiten desbancar a André Villas-Boas de la primera posición: 15 kilos le costó al Chelsea el por entonces entrenador del Oporto en 2011.

Lo curioso es que no es la primera vez que Nagelsmann mueve dinero en forma de traspaso. El RB Leipzig ya desembolsó 5 kilos en 2019 al Hoffenheim para hacerse con sus servicios.

Una grave lesión de rodilla cortó su carrera

En 2006, con sólo 19 años, aumentaron los calvarios con las lesiones que provocaron la prematura retirada de Nagelsmann. “De haber seguido jugando, con 40 años, tendría que llevar una rodilla artificial”, asegura. El caso es que el nuevo entrenador del Bayern considera que podría haber hecho carrera como futbolista profesional.

Video thumbnail
Oficial: Julian Nagelsmann será el nuevo entrenador del Bayern

Si lo evalúo desde la perspectiva de entrenador, creo que no habría sido un jugador ‘top’, pero tenía suficiente talento para jugar al fútbol profesional

Julian Nagelsmann, futuro entrenador del Bayern

“Creo que lo hubiera podido lograr. Tenía confianza en llegar. Si lo evalúo desde la perspectiva de entrenador, creo que no habría sido un jugador ‘top’, pero tenía suficiente talento para jugar al fútbol profesional. Tuve tantas lesiones que en un momento dado me di cuenta de que no tenía sentido seguir. Debía decidir si tenía sentido seguir machacando mi cuerpo y tomé la decisión de que no lo tenía”,reconocía en MARCA.

Tuchel le abrió las puertas de los banquillos

Volvamos a 2006. Nagelsmann juega en el filial del Augsburgo y ¡Thomas Tuchel! es su entrenador. Al tiempo que la carrera como futbolista del todavía entrenador del Leipzig se ‘agota’ por culpa de las lesiones, el ahora entrenador del Chelsea le ofrece realizar trabajos como ‘scout’ ojeador.

Video thumbnail
Nagelsmann recuerda cuando era entrenado por Tuchel

“Sólo fui jugador de Thomas Tuchel, nada más. Es un tema al que se le está dando demasiado bombo. Jugaba en el filial, pero arrastraba lesiones de mi etapa en el 1860 Múnich. En ese momento tuve que elegir: buscaba otro trabajo para financiar mis estudios universitarios o seguía mi vinculación como ‘scout’. No era un puesto habitual en esas Ligas y Thomas se quedó impresionado. Ése fue el primer paso en mi carrera y estoy encantado. Luego tuve una oferta para volver al 1860 Múnich como entrenador, pero Thomas nada que ver. Era imposible imaginar que ambos nos enfrentaríamos en una semifinal de Champions”, reconocía antes del Leipzig-PSG que decidiría el pase a la final.

Tuchel se quedó impresionado de mi trabajo como ‘scout’ (ojeador). Ése fue el primer paso en mi carrera y estoy encantado

Julian Nagelsmann, futuro entrenador del Bayern

“No le considero mi mentor porque nuestra relación era demasiado pragmática”, insiste Nagelsmann. “Siempre fue curioso”, asevera Tuchel.

Campeón de Alemania sub 19… con el Hoffenheim

El nuevo entrenador del Bayern sólo tiene un título, por ahora, en su palmarés. Y no es a nivel élite. Nagelsmann llegó al Hoffenheim a ganar la Bundesliga sub 19 en la 2013-14. Lo hizo después de imponerse por 0-5 al Hannover en la final.

Mi gran sueño como entrenador es ganar la Champions

Julian Nagelsmann, futuro entrenador del Bayern

El turco Bar Atik (11 goles) fue el Pichichi de un once que lideraba Nadiem Amiri, ahora en las filas del Bayer Leverkusen. Es, junto a Grischa Prömel (Unión Berlín) el único integrante de aquel once que milita actualmente en la Bundesliga. En el Bayern tendrá acceso a cotas mayores: “Mi gran sueño como entrenador es ganar la Champions”.

El entrenador más joven de la Bundesliga y de la Champions

Julian Nagelsmann -cumplirá 34 años en julio- se convertirá en el técnico más joven de la historia del Bayern, pero esa ‘etiqueta’ no le va a impresionar en absoluto. Ya tiene el honor de ser el entrenador permanente más joven en la historia de la Bundesliga: debutó con el Hoffenheim con 28 años y seis meses en 2016. También lo es de la Liga de Campeones: se estrenó con el Leipzig en 2019, con 31 años y 58 días. Es, a su vez, el más joven (33 años) en alcanzar unas semifinales de Champions.

Nagelsmann es un hombre joven, pero no un entrenador joven

Alexander Roter, director deportivo del Hoffenheim en 2016

Nagelsmann, con 28 años, demostró que la palabra ‘miedo’ no forma parte de su diccionario. Cogió a un Hoffenheim prácticamente desahuciado: era penúltimo ¡a siete puntos de la salvación! “Anunciaron mi llegada cuando el equipo luchaba contra el descenso y gracias a Dios los chicos lograron la salvación. Luego vinieron dos grandes éxitos con la clasificación para la Champions y la Europa League. “Es un hombre joven, pero no un entrenador joven”, aseguró Alexander Roter, director deportivo del ‘Hoffe’. Lo cierto es que era tan joven que empezó sin carnet.

Video thumbnail
El Pase Extra (P25): Julian Nagelsmann, un entrenador precoz

Fue, por decirlo de alguna manera, un ‘pionero’: “Antes de convertirme en entrenador no era habitual que jóvenes entrenadores tuvieran una oportunidad. Como en el Hoffenheim funcionó bien y rápido, otros clubes desarrollaron la confianza necesaria para dar a sus entrenadores con talento una oportunidad. Domenico Tedesco, Florian Kohfeldt, Hannes Wolf… Hay muchos ejemplos que se han convertido en buenos entrenadores siendo relativamente jovenes. Creo que serví para preparar el terreno”.

Antes de convertirme en entrenador no era habitual que jóvenes entrenadores tuvieran una oportunidad. Creo que serví para preparar el terreno

Julian Nagelsmann, futuro entrenador del Bayern

Un entrenador ‘camaleónico’ e intervencionista que se adapta al rival

“Mi mayor virtud es intervenir en los partidos: cambiar cosas, percibir detalles… y reaccionar rápidamente para conseguir que el desarrollo del partido vaya en la dirección que queremos. Percibo cosas, a pesar de la tensión emocional y física, para saber que algo va bien o que no funciona. No tengo miedo de adaptar cosas a los encuentros. Las variaciones también las entrenamos, naturalmente, y también exijo a los jugadores que no se agarren extremadamente a las órdenes básicas del plan inicial”, asegura Nagelsmann.

Mi mayor virtud es intervenir en los partidos: cambiar cosas, percibir detalles… y reaccionar rápidamente para conseguir que el desarrollo del partido vaya en la dirección que queremos

Julian Nagelsmann, entrenador del RB Leipzig

Tan intervencionista es que la pasada temporada llegó a utilizar nueve formaciones distintas: “La plantilla tiene muchas variantes y siempre trato de adaptarme al juego del contrario. El contrario demanda personal diferente también. Yo no estoy tan obsesionado en formaciones iniciales porque no me dan nada. Lo más importante es la ordenación de espacios que demanda el contrario. El rival tiene una manera de hacer su juego y respecto a eso yo dirijo al personal”, reconocía en MARCA.

La plantilla tiene muchas variantes y siempre trato de adaptarme al juego del contrario. Yo no estoy tan obsesionado en formaciones iniciales porque no me dan nada

Julian Nagelsmann, futuro entrenador del Bayern

Le dio calabazas a Real Madrid y Bayern

La fama de entrenador más prometedor de Europa le viene de lejos. Tan es así que, en tiempos de Guardiola, Sammer y Rummenigge recibieron a Nagelsmann en Sabener Strasse y le ofrecieron entrenar al filial. Dijo, obviamente, que no para seguir su incipiente carrera en el Hoffenheim.

Video thumbnail
Nagelsmann quiere cruzarse con el Madrid en octavos… ¡porque le gusta su himno!

Luego llegaría el Leipzig. “Quería que el siguiente paso fuera lógico. Intento planificar una carrera en el fútbol, aunque sea difícil. Soy un chico joven, tampoco tengo que acceder enseguida a la estantería más alta. Me doy tiempo para desarrollarme. Fue un buen siguiente paso en mi carrera para prepararme y en el futuro, a lo mejor, ir a un club todavía más grande”, admitía en MARCA el pasado verano.

Intento planificar una carrera en el fútbol, aunque sea difícil. Soy un chico joven, tampoco tengo que acceder enseguida a la estantería más alta. Me doy tiempo para desarrollarme

Julian Nagelsmann, futuro entrenador del Bayern

Nagelsmann sonaba como posible entrenador de Barcelona y Tottenham este verano, pero, entre medias, le dio ‘calabazas’ también al Real Madrid: “Mantuvimos llamadas telefónicas, pero al final el que decidí fui yo. Tuve una buena charla con José Ángel Sánchez y decidimos que todavía no era el paso correcto. Acordamos que podíamos volver a hablar en un futuro si el Real Madrid necesitaba un entrenador… y yo estaba disponible”.

Tuve una buena charla con José Ángel Sánchez y decidimos que todavía no era el paso correcto. Acordamos que podíamos volver a hablar en un futuro si el Real Madrid necesitaba un entrenador… y yo estaba disponible

Julian Nagelsmann, futuro entrenador del Bayern

Múnich, su patria

El Bayern, en cualquier caso, parecía su destino natural. En 2017 admitió que se estaba construyendo una casa en la ciudad. “Mi mujer y mi hijo se irán a vivir a Múnich dentro de poco. Tenemos familia en la ciudad. Es nuestra patria”.

Soy muy feliz en mi vida, pero entrenar al Bayern me haría algo más feliz

Julian Nagelsmann, en 2017

De hecho, en esa misa entrevista en ‘Eurosport’ con Mathias Sammer se dejó querer: “Soy muy feliz en mi vida, pero entrenar al Bayern me haría algo más feliz”.

Video thumbnail
La divertida anécdota infantil de Nagelsmann con el mito Matthäus: ¡No se sabía su nombre!

Sus equipos no corren… vuelan

Las ‘estampidas’ del RB Leipzig se han convertido en ‘santo y seña’ de un Nagelsmann que tratará de exportar ese patrón vertical del juego al Allianz Arena.

Las estampidas cuando tengamos la posesión o lo recuperemos deben marcar nuestra forma de jugar y en el último año hemos generado así situaciones peligrosas

Julian Nagelsmann, futuro entrenador del Bayern

“De un lado tiene un componente físico, hay que encontrar jugadores con cierta velocidad natural. Además, se trata de que entiendan el juego para acelerar las jugadas, eso surge automáticamente. Es lo esencial. Encontrar la situación y actuar con sentido. Hay reglas físicas que son factores de aceleración. Las estampidas cuando tengamos la posesión o lo recuperemos deben marcar nuestra forma de jugar y en el último año hemos generado así situaciones peligrosas”, apunta.