Una amenaza temporal a la propiedad intelectual de los fabricantes de vacunas podría resultar un dolor de cabeza duradero para los accionistas.

Estados Unidos dijo el miércoles que apoyaría una exención temporal de los derechos de propiedad intelectual para permitir que los países en desarrollo fabriquen sus propias vacunas contra el Covid-19. Como consecuencia, las acciones de Pfizer, Moderna y varios otros desarrolladores de vacunas cayeron drásticamente y la liquidación continuó el jueves.

No hay ninguna razón inmediata para temer a la renuncia en sí. Si los miembros de la Organización Mundial del Comercio lo aprueban, no afectará las ventas y ganancias a corto plazo de las farmacéuticas, ya que los contratos ya están firmados con los gobiernos. Tampoco hará mucho para cambiar la perspectiva global de producción: Pfizer y Moderna esperan producir más de tres mil millones de dosis este año, y es poco probable que ningún competidor genérico pueda escalar lo suficientemente rápido como para aumentar significativamente esa cifra. Ambas empresas esperan aumentos significativos en la producción el próximo año.

Pero la noticia del apoyo de Estados Unidos a la exención se produce cuando las ventas de vacunas están batiendo récords. Moderna dijo que ha firmado contratos por US$19.200 millones en ventas de productos este año. A principios de esta semana, Pfizer aumentó su pronóstico de ventas de 2021 para su vacuna a US$26.000 millones desde US$15.000 millones. Estas estimaciones se basan en contratos firmados con gobiernos, por lo que todavía hay algunas ventajas.

Tales números superan incluso a los medicamentos más vendidos en el mundo. Por ejemplo, las ventas del medicamento antiinflamatorio de Abbvie, Humira, alcanzaron casi US$20.000 millones el año pasado. En 2015, los medicamentos contra la hepatitis C, de Gilead Sciences, también se acercaron a esa cifra antes de caer finalmente.

Pero la durabilidad de los flujos de efectivo es tan importante para Wall Street como la magnitud. Un medicamento que los pacientes toman con regularidad es mucho más valioso para los inversionistas que un tratamiento de una sola vez. Las noticias del miércoles plantean la pregunta sobre cuánto tiempo durarán las ventas de vacunas explosivas.

/