El aeropuerto de Teruel en España se ha estrenado esta semana como instalación de aviones para el transporte de pasajeros. A las 15:35 horas ha despegado una aeronave comercial de la empresa Taespejo con cinco personas a bordo, tres pasajeros, un piloto y un copiloto, con destino a Andalucía.

Se trata del primer servicio de una empresa comercial que se dedica al transporte discrecional de viajeros, lo que se conoce como aerotaxi, desde el aeropuerto de Teruel.

Uno de los primeros viajeros que han usado este servicio ha sido el piloto de rallys Carlos Sainz Cenamor.

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda del Gobierno de Aragón, José Luis Soro, ha destacado la importancia “de incorporar nuevas actividades económicas al aeropuerto de Teruel, contar con una oferta más amplia que sirva para rentabilizar las instalaciones y para generar más flujo económico en la zona”.

Por su parte, el director del aeropuerto de Teruel, Alejandro Ibrahim, ha detallado que, además de las especificaciones técnicas, se instaló un arco detector de metales, un equipo de inspección de rayos X para equipajes y un equipo detector de trazas de explosivos y drogas.

También se cuenta con la triple medida de seguridad y de control sanitario de uso para pasajeros: medición de temperatura a distancia por infrarrojos, inspección visual.

La empresa que ha operado este primer vuelo es Taespejo Portugal, con sede en Lisboa y base de operaciones en Madrid. Su labor se desarrolla desde cualquier ciudad española y principalmente con Europa. Tal y como han explicado desde la empresa el 90% de los vuelos son entre ciudades europeas, y el 5 % entre Europa y África.

Cuenta con una flota de dos aviones: un Cessna 550 de nueve plazas y un Cessna 525 de siete. En el mes de junio esperan incorporar a su operativa una tercera unidad, un Cessna 560 de ocho plazas.

Aunque ha sido fruto de la casualidad, este primer viaje ha contado con viajeros reconocidos ya que los pasajeros eran el piloto Carlos Sainz, el copiloto Lucas Cruz y Sven Quandt.

En el mismo día en el que despega este avión comercial de nueve plazas, ha efectuado su llegada un nuevo A-380, el avión de pasajeros más grande del mundo que se estacionará en el aeropuerto de Teruel.