En el último año, Chile registró más de dos billones de intentos de ataques cibernéticos. Esta cifra es verdaderamente preocupante, en especial, si se considera que la mayoría de los ciberataques pueden prevenirse con un poco de información y el uso de las herramientas adecuadas. Los ataques más comunes incluyen el pishing, las amenazas persistentes avanzadas y el ransomware; la inteligencia artificial es irremplazable en la ciberseguridad, sobre todo, en cuanto a la prevención de estas problemáticas.Inteligencia Artificial: ¿aliado o enemigo de la Ciberseguridad? | Syneidis

Los ataques cibernéticos más comunes

Antes de comenzar a pensar cómo la inteligencia artificial puede contribuir a prevenir los ataques cibernéticos, repasemos de qué se trata cada uno de ellos:

  • Phishing: El phishing es la táctica que consiste en ganarse la confianza del usuario haciéndose pasar por otra persona u empresa para conseguir datos e información sensible.
  • Amenazas persistentes avanzadas: Las amenazas persistentes avanzadas son técnicas de hackeo que personas malintencionadas realizan para atacar continuamente a su objetivo.
  • Ransomware: El ransomware es un programa malicioso que bloquea archivos o sistemas y pide un pago online para devolver el acceso a los mismos.

La inteligencia artificial en la ciberseguridadInteligencia artificial, el peor escenario para la ciberseguridad | Mundo Contact

En la actualidad, la inteligencia artificial tiene numerosas aplicaciones; desde verificar el acceso a una plataforma para jugar a la ruleta online hasta la traducción automática de textos en distintos idiomas, son muchos los usos que se le pueden dar a esta tecnología. Sin embargo, uno de los más importantes se encuentra en la detección de programas que tengan intenciones maliciosas.

Algunas maneras en las que puede se puede implementar la inteligencia artificial para mejorar las condiciones de ciberseguridad del entorno informático son estas:

  • Autenticación biométrica: La autenticación biométrica es un sistema de verificación de la identidad del usuario que analiza sus propios rasgos para formar una imagen única y, posteriormente, compararla con una base de datos. Si se utiliza la autenticación biométrica, los entornos virtuales pueden estar aún más protegidos que si solo se usara una contraseña, ya que este método es más fácil de vulnerar por los atacantes experimentados.
  • Autenticación de múltiples factores: La autenticación de múltiples factores es un sistema que comprueba la identidad del usuario a través de la comprobación de varios elementos que demuestren que verdaderamente es él. Tener varios métodos de verificación es imprescindible para que el entorno sea impenetrable por terceros.
  • Analítica predictiva: Por último, la analítica predictiva es un modelo que utiliza el aprendizaje automático y en análisis de macrodatos para hacer predicciones sobre amenazas futuras en base a los ataques previos. De esta manera, la inteligencia artificial puede anticiparse y ayudar al usuario a tomar las medidas necesarias para evitar un ataque cibernético.

La inteligencia artificial es imprescindible en la batalla contra los ataques cibernéticos. Esta tecnología permite detectar programas maliciosos y prevenir los ataques cibernéticos más comunes. Por esta razón, la inteligencia artificial es irremplazable en la ciberseguridad.Inteligencia artificial – Todo sobre las funciones automatizadas de la tecnología y su impacto en la sociedad

/gap