La propuesta de reducción a la jornada laboral semanal parece tener buena recepción en el sector de la banca. Primero fue Scotiabank, luego BancoEstado y ahora se suma Itaú .

“En pro del bienestar y promover la calidad de vida de todo su equipo de colaboradores, Itaú oficializó su decisión de profundizar sus políticas de flexibilidad laboral al ajustar sus jornadas a 40 horas semanales, medida que comenzará a regir este mes de septiembre”, dijo la firma por medio de un comunicado.

Desde la empresa destacaron que la reducción de la jornada laboral se condice con la otras iniciativas relacionadas con el trabajo flexible que existen dentro de la organización.

/