El Servicio Electoral determinó que el mandato del Tribunal Supremo de la Democracia Cristiana está vencido desde el 2 de septiembre, con lo que las decisiones que ha tomado desde ese momento, no serían válidas. Entre esas está, por ejemplo, la suspensión del ex presidente de la colectividad, Fuad Chahin.

La respuesta del órgano fue entregada a partir de una consulta de la diputada DC Joanna Pérez, y en esta se recuerda que “todas las autoridades en ejercicio a la fecha de aprobación del actual Estatuto por el Servel permanecerán en sus cargos hasta que se renueve la estructura partidaria”.

En ese marco, una cláusula de la última modificación estatutaria “obliga a concluir que el período venció durante la vigencia del estado de excepción constitucional y mientras se encontraba vigente, para los partidos políticos, los efectos de la Ley 21.239, es decir, hasta el 30 de junio de 2022”.

Así, el Servel ratifica que “el periodo del Tribunal Supremo de vuestra colectividad se encuentra vencido y corresponde en consecuencia proceder a su renovación, según se le ha indicado a la Directiva del partido”.

Sobre esto, la diputada Pérez comentó que “lo habíamos dicho desde un principio, todos los actos que tenía la mesa hoy y el partido de la DC (se hacían) con un tribunal que estaba caduco, sin vigencia y actuando al margen de la ley”.

La decisión cobra especial relevancia porque este fin de semana es la Junta Nacional en la que se elegirá al Consejo Nacional y al Tribunal Supremo.

Por eso, Pérez dice que “espero que se actúe en consecuencia, en concordancia a este fallo y que se deje sin efecto esta Junta y por cierto la convocatoria, las inscripciones, las amonestaciones, pero por sobre todo las expulsiones y suspensiones que ha determinado este órgano que actuaba sin la vigencia que le otorga la ley”.

En cuanto a los otros temas que incluía la consulta, el Servel no encontró ninguna infracción sobre la integración actual del Tribunal Supremo; y respecto al inicio de un procedimiento sancionatorio a la DC, el ente responde que los antecedentes serán remitidos a la Subdirección de Partidos Políticos para analizarlos.

/psg