Más de una centena de personas fue detenida la semana pasada por participar de fiestas clandestinas en medio de la pandemia del covid-19.

Así lo informó el director nacional de Orden y Seguridad, general inspector Ricardo Yáñez, en un nuevo balance de la gestión policial. De acuerdo al uniformado, fueron 157 “fiesteros” capturados los últimos días, a los que se suman también 50 personas que estaban jugando fútbol.

Yáñez señaló además que, desde el inicio de la pandemia, ya son 105 los eventos no autorizados detectados y 796 los detenidos por ese motivo: 614 de ellos en fiestas (79,6% de ellos chilenos), 145 en encuentros deportivos, entre otro tipo de convocatorias.

Se confirmó que 19 de los 20 aprehendidos el fin de semana durante una fiesta clandestina en Santiago centro, cuando la comuna aún se encontraba en confinamiento obligatorio, eran de nacionalidad extranjera. Así también, que tres de los detenidos -una chilena y dos haitianos- ya habían sido aprehendidos antes por Carabineros: uno por violencia intrafamiliar y los otros por hurtos en el comercio.

“Pese a que ya superamos 150 días desde el inicio de la pandemia y que miles de familias han perdido a un ser querido, tenemos que dar cuenta de estas cifras, números tristes y vergonzosos, porque cada uno de los actos de estas personas pone en riesgo la vida de muchos compatriotas”, dijo el General Yáñez.

Delitos y bandas desarticuladas

Entre el 10 y el 16 de agosto, Carabineros detuvo a 18.043 personas: 1.288 por delitos de mayor connotación social (DMCS) y 12.723 por atentar contra la salud pública. El 70% (8.837) de estas últimas ocurrieron durante el horario del toque de queda. Por otra parte, el grupo llamado policialmente como los “incorregibles”, que corresponde a aquellos que han sido detenidos entre 8 y 16 veces por infracciones sanitarias, aumentó de 32 a 34 personas.

Ya desde el 19 de marzo, se registran 346.645 capturas por diversos delitos y faltas (89,6% chilenos y 11,4% extranjeros).

De acuerdo a las cifras del Departamento de Análisis Criminal, también la semana pasada se aprehendió a 706 personas por órdenes judiciales pendientes, 505 por hurtos, 265 por robos (118 violentos y 147 con fuerza), 473 por violencia Intrafamiliar, 512 por lesiones, seis por violación y 122 por ley de Drogas.

En el ámbito operativo e investigativo, la semana pasada Carabineros desarticuló 20 bandas delictuales e incautó 51,6 kilos de droga y 59 armas de fuego. Con ello se informó que, en lo va del año, los uniformados han desbaratado 664 organizaciones criminales, decomisado 7,8 toneladas de sustancias ilícitas, 104 mil plantas de marihuana y han sacado de circulación 1.590 armas de fuego. Además, han recuperado el 70% de los vehículos con encargo por robo.

En tanto, la plataforma STOP (Sistema Táctico Operativo Policial) arrojó una caída en los casos policiales en los últimos 28 días: se constataron 20.809 casos menos, equivalentes a un 49% menos.

/psg