En medio del agresivo proceso de alzas en las tasas de interés llevado a cabo por el Banco Central para contener los inusuales niveles de alta inflación y mientras se va alejando el efecto de los retiros previsionales y las ayudas estatales sobre la la liquidez de las personas, el costo de de los créditos de consumo ha seguido escalando.

De acuerdo a los datos dados a conocer este miércoles por el Banco Central las tasas para este segmento de préstamos llegaron a 30% en la semana del 8 al 15 de noviembre, con lo que alcanzaron su mayor nivel desde inicios de junio de 2014, cuando se ubicaban en 31,12%.

Esto en un contexto en que los bancos han continuando elevando los estándares de otorgamiento de crédito para la cartera de hogares, los cuales no sólo incluyen a las tasas de interés.

La última Encuesta de Créditos Bancarios realizada por el instituto emisor, correspondiente al tercer trimestre de este año, mostró que en el caso de la cartera de consumo, la fracción de bancos que reportó condiciones más estrictas aumentó de 17% a 27% y se mantuvo en 0% la proporción que reportó condiciones más favorables.

Respecto a la oferta la encuesta dio cuenta de que la demanda de crédito en el segmento de hogares se mantuvo debilitada en consumo y vivienda. Así, en el caso de los créditos de consumo se incrementó el porcentaje de bancos que percibe una demanda más acotada (de 50% a 55%), y se mantuvo la proporción que reportó un fortalecimiento (18%).

Otras tasas

En el caso de las tasas de los créditos hipotecarios los datos informados por el instituto emisor mostraron que las tasas de los créditos hipotecarios se ubicaron en 4,62% en la semana del 8 al 15 de noviembre, mismo nivel de la semana anterior.

Así anotaron una leve baja desde el 4,63% que tuvieron a fines de de octubre cuando registraron su nivel más alto desde febrero de 2010.

En tanto los créditos comerciales, es decir, los que se otorgan a las empresas anotaron un promedio de 15,89%, su mayor nivel desde la primera semana de octubre de este año.

/psg