Durante este domingo se informaron 7.304 contagios nuevos de covid-19, mientras que los casos activos de la enfermedad se mantienen sobre los 40 mil. Esto en contraposición de los más de 6 millones que se han vacunado en el país, cifras que dejan a Chile como uno de los lideres del proceso a nivel internacional.

Esta dualidad ha llamado la atención en el extranjero, como lo hizo ver el medio británico The Telegraph, que en un artículo publicado este sábado, se refirió a la situación de nuestro país de esta forma “Reino Unido toma como advertencia avance del coronavirus en medio del programa de vacunación chileno”.

En la publicación se señala que “en medio de una de las campañas de vacunación más rápidas del mundo, los médicos acusan al Gobierno chileno de impulsar un gran aumento en los casos de covid-19 al reabrir prematuramente la economía“.

Dentro de la nota, el medio hace un pequeño recuento nacional de cómo ha afectado la pandemia, mencionando la situación crítica de camas UCI y el colapso de la morgue de Valparaíso, donde se tuvo que habilitar nuevo espacio para custodiar los cuerpos de fallecidos tras difundirse imágenes de cuerpos en los pasillos del Hospital Carlos Van Buren.

“El aumento es tan fuerte que el presidente Sebastián Piñera se ha visto obligado a ordenar una nueva cuarentena, que cubrirá a 14 millones de los 19 millones de ciudadanos de la nación sudamericana, y retrasar las elecciones programadas para principios de abril. A los residentes de las áreas cerradas ahora se les permite salir de casa para comprar comida sólo dos veces por semana”, indicó The Telegraph.

La crítica es severa. “Los expertos en salud pública ven ahora la experiencia de Chile como un ejemplo de lo que no se debe hacer para otros países que están aumentando las vacunas y esperan reabrir rápidamente sus economías, incluido el Reino Unido”, afirman.

Con los más de 6 millones de personas inoculadas al viernes, Chile ya vacunó con dos dosis sobre a 3 millones de habitantes, lo que equivale a un 20% de la población, y de acuerdo al medio británico, actualmente nuestro país es sólo superado por Israel y está muy por delante del Reino Unido.

“El gobierno de Piñera relajó las restricciones, desafiando las advertencias de los médicos, ya que el lanzamiento de la vacuna en el país se adelantó al resto de América Latina”, indica la publicación.

Así, recordaron el conocido permiso de vacaciones que estuvo en funcionamiento desde el 4 de enero hasta finales de marzo para las comunas que se encontraban en la fase 2, 3, 4 y 5 del plan Paso a Paso.

También se señaló la apertura de escuelas en marzo, donde muchas debieron cerrar nuevamente tras contagios dentro de los establecimientos y posteriormente el regreso a cuarentena en diversas ciudades del país. “Tampoco pudo rastrear la afluencia de visitantes extranjeros después de que Chile reabrió sus fronteras, lo que permitió que el virus, incluidas las cepas más infecciosas de Brasil y Reino Unido, se extendiera por todo el país”, indica The Telegraph.

En conversación con el medio, José Miguel Bernucci, de la Asociación Médica Nacional de Chile, señaló que “por supuesto, estamos celebrando el rápido programa de vacunación”.

“Pero fuimos enfáticos al advertir que esta reapertura general y reactivación económica pondría en riesgo la salud pública y eso es exactamente lo que ha sucedido. Necesitábamos esperar, sobre todo con las nuevas variantes en circulación, y ahora estamos una vez más en verdaderas dificultades”, manifestó Bernucci.

Según señaló el especialista, la medida de cuarentena fue “demasiado laxa” ya que sólo había reducido la movilidad de los ciudadanos en un 20%. Particularmente, cuestionó la inclusión de la construcción en la lista de actividades esenciales en el país: “Esencial significa el suministro de alimentos y las necesidades médicas”, afirmó.

En tanto, The Telegraph recordó que el gobierno chileno ha sido ampliamente elogiado por su adquisición temprana de vacunas contra el covid-19, firmando contratos para millones de inyecciones el año pasado antes de recibir la aprobación final de los reguladores.

Por esto, nuestro país ahora tiene más de 35 millones de vacunas alineadas, incluidos 10 millones de Pfizer, 10 millones de Sinovac de China y lotes más pequeños de AstraZeneca, Johnson & Johnson y a través del esquema Covax de la Organización Mundial de la Salud para países en desarrollo.

Finalmente, el medio británico manifestó que la inmunidad colectiva no puede llegar lo suficientemente rápido, especialmente para los profesionales médicos de Chile. Aproximadamente uno de cada cuatro está actualmente de licencia, desgastado por un año de estar inundado por pacientes de Covid-19 desesperadamente enfermos.

Original de biobiochile.cl

/psg