“Somos perfiles absolutamente distintos”. Palabras con que el precandidato presidencial independiente, Sebastián Sichel, se definió respecto del recientemente renunciado ministro de Hacienda, Ignacio Briones. Sin embargo, valoró su ingreso a la carrera por La Moneda como abanderado de Evópoli, colectividad que lo proclamará este fin de semana.

Por otro lado, el ex presidente de BancoEstado lamentó las que calificó como “señales de agresividad” en su contra dentro de Chile Vamos, conglomerado que busca representar en los comicios de noviembre para lo cual antes debería medirse en una primaria del sector.

Sichel comentó: “Era bueno que apuráramos la decisión por dos cosas: primero, por la incertidumbre que genera en el Ministerio de Hacienda; y segundo, porque si uno quiere ser una coalición mayoritaria y presentar alternativas distintas, qué bueno que estemos todos compitiendo”.

En este sentido, destacó que él hizo pública su renuncia a la presidencia de BancoEstado y luego dio a conocer sus aspiraciones presidenciales; mientras que, aseguró, Briones daba los primeros pasos en el mismo Palacio de La Moneda, tras dejar el gabinete.

“Quizá debió haber anunciado la candidatura después. Hay una diferencia sustantiva en el cargo y lugar en el que está ejerciendo”, manifestó Siches, quien cuenta con apoyos de RN, partido que no se pronunció sobre la libertad de acción de sus militantes en su consejo pasado, en el cual se proclamó al ex ministro, ex diputado y ex timonel de la colectividad, Mario Desbordes.

Sobre la competencia con Briones, Sichel aseguró que “somos perfiles absolutamente distintos”, aunque dijo compartir “un perfil liberal moderno”.

Diversidad en Chile Vamos

El precandidato presidencial sostuvo además que quiere ejercer un liderazgo transversal en la coalición y que “lo que le falta a Chile Vamos es más cultura colectiva que individual de partidos, y poder convocar a un mundo independiente más fuerte”.

“He visto algunas señales de agresividad muy duras contra mí esta semana que me hacen dudar si ese es el espíritu de la coalición (…). Pasé de ser la persona que querían que participara, porque venía de la centroizquierda, porque era bueno mostrar diversidad, a ser súper golpeado por las mismas razones”, reflexionó.

También expresó que la centroderecha puede ser mayoría si logra integrar al centro y a los independientes. “En esta primaria se juega esa posibilidad”, aseguró.

En ese sentido, indicó que para asegurar gobernabilidad son claves todas las elecciones de este año y que “el fair play no es una regla de convivencia interna o de buena onda, es un principio básico para poder ser mayoría en Chile, como lo hizo en un momento la Concertación”.

/psg