El Gobierno anunció reserva de constitucionalidad luego que el Senado aprobara la idea de votar por separado dos incisos del artículo 8, relacionado a la compatibilidad del Bono Clase Media con otros beneficios, como el IFE.

El mencionado texto explicita, en resumen, que quienes hayan recibido el Ingreso Familiar de Emergencia se les descuente dicho monto del apoyo total que pueden recibir a través del Bono Clase Media.

Sin embargo, el Gobierno advierte que en caso de que esto se rechace implicaría un gasto fiscal y el Congreso no tiene este tipo de facultad.

“Lamentar que una discusión tan relevante como esta se haya reducido a expresiones que no son propias de un debate con altura de miras. Se habló de meter el dedo en el ojo, de mentiras, de vendepomadas”, cuestionó Juan José Ossa, ministro Secretario General de la Presidencia.

“Tengo que formular reserva de constitucionalidad por distintas consideraciones, pero en particular porque se ha infringido el artículo 65 de la constitución política, que señala que es iniciativa exclusiva del Presidente todas aquellas iniciativas que deroguen gastos”, agregó.

Ossa concluyó que “es cierto que existe el derecho para pedir una votación separada, pero es como el derecho a petición (…) existe el principio de jerarquía de las leyes, no es posible que a propósito del ejercicio del derecho de un reglamento se viole la constitución”.

Por la mañana, la senadora, Ximena Rincón (DC) adelantó que iban a pedir su rechazo o discusión por separado. De hecho, la oposición criticó al Gobierno de “discriminar a la ciudadanía”.

Al respecto, el senador Juan Pablo Letelier (PS) señaló que “los pagos hechos previamente son derechos adquiridos y el pago sobre el gasto es discutible (…) esto cae en un marco que no corresponde, quitarle parte del beneficio a partir de un derecho que se adquirió antes es una manera de discriminar”.

/gap