Personal del OS9 de Carabineros allanó durante la madrugada de este miércoles, el domicilio del presunto asesino del cabo segundo de Carabineros David Florido Cisterna, quien falleció el pasado 10 de junio, tras concurrir a un operativo en la comuna de Pedro Aguirre Cerda.

La diligencia se llevó a cabo luego de la emisión de una orden por parte del Ministerio Público, el que ya tendría identificado al principal sospechoso del homicidio. De esta forma, el personal policial ingresó a la vivienda del único sospechoso del crimen, la cual también estaría ubicada en la comuna de Pedro Aguirre Cerda.

De acuerdo con los antecedentes preliminares, los carabineros que realizaron el procedimiento policial no habrían encontrado al eventual autor del disparo que dio muerte al cabo Florido por lo que aún se encuentra prófugo.

El sujeto de 23 años identificado con las iniciales J.G.Q., se encontraba recluido desde hace cinco años, cumpliendo una condena de ocho años totales por un robo con violencia e intimidación. Producto de ello, debía salir de la cárcel en el año 2024. Sin embargo, desde el 23 de diciembre del 2021 se encontraba en libertad vigilada, luego de que la Corte de Apelaciones acogiera un recurso de amparo.

Semanas antes de que la defensa del ahora sospechoso presentara el recurso ante la justicia, y con el estatus de “buena conducta” que logró en el recinto penal luego de ser trasladado desde la ex Penitenciaría, intentó postular a la libertad condicional, solicitud que fue denegada por la comisión respectiva.

No obstante, las abogadas Javiera Morales y Romina Riveros recurrieron al tribunal de alzada, el cual finalmente acogió el recurso de amparo, acusando que el sujeto contaba con trabajo y redes de apoyo en el medio externo para reinsertarse, por lo que era ilegal mantenerlo detenido.

/psg