En la tarde de ayer, el Presidente de la República, Gabriel Boric, sostuvo una reunión con los presidentes de los partidos políticos de oficialismo y oposición, en la búsqueda de definir juntos el camino de un nuevo proceso constituyente tras el triunfo del Rechazo en el Plebiscito de Salida.

A su salida, varios representantes manifestaron sus opiniones respecto de la reunión y su compromiso con una nueva Constitución.

¿Qué dijeron desde Socialismo Democrático?

La coalición Socialismo Democrático entregó los lineamientos bajo los que consideran que se debería llevar a cabo un nuevo proceso constitucional. En estos, plantearon puntos como el voto obligatorio, cien constituyentes y un plazo de seis meses para realizarse.

“El Congreso debe abocarse inmediatamente a la definición de una nueva Convención Constitucional, validando la decisión del plebiscito de 2020. Ello reduce la incertidumbre y da un cauce rápido al proceso constituyente”, plantearon el Presidente del Senado, Álvaro Elizalde (PS) y el Presidente de la Cámara de Diputados, Raúl Soto (PPD), pertenecientes al conglomerado.

“La sola discusión de cuáles son las alternativas a consultar puede dilatarse, exige un plazo para organizar y realizar tal plebiscito de entrada y, luego, eventualmente daría lugar a otra elección de una Convención”.

“Ello podría postergar el inicio del nuevo debate hasta marzo de 2023. El país necesita resoluciones rápidas”, aseguraron.

¿Qué dijeron desde Chile Vamos?

La presidenta de Evópoli, Luz Poblete, junto con otros representantes de la coalición, confirmó el compromiso de Chile Vamos con una nueva Constitución.

“Como Chile Vamos vinimos a ratificar nuestro compromiso por una nueva y buena Constitución, lo hemos dicho antes de la campaña, durante la campaña y el domingo lo ratificamos”, afirmó.

“Todos queremos avanzar en una nueva Constitución y creo que era importante que el Presidente lo escuchara de parte de todos los partidos políticos, y que él también ratificara su colaboración en este proceso sabiendo su protagonismo”, agregó la presidenta.

El presidente de la UDI, Javier Macaya, finalizó diciendo que “la señal que tenemos que entregar a Chile es que la clase política está a la altura de los desafíos que tiene al frente el país”.

/gap