“Lamentamos profundamente informar la muerte de un joven carabinero de Chillán. Esto en el contexto de un procedimiento policial donde también falleció un antisocial”. Así, el coronel David López, prefecto de la Prefectura Ñuble dio cuentas del lamentable deceso del funcionario de 23 años, identificado como Breant Rivas Manríquez, quien llevaba 2 años 10 meses de servicio.

A raíz del fallecimiento de un funcionario de carabineros en medio de lo que fue un procedimiento policial en Chillán, desde la institución informaron que el Ministerio Público ya inició una investigación por los hechos que también concluyeron con la muerte del presunto causante del disparo en contra del efectivo.

De acuerdo con la información proporcionada por el efectivo policial, el hecho ocurrió durante la madrugada de este jueves, en el sector suroriente de Chillán, “cuando carabineros de servicio nocturno concurrió por llamado de personas que alertaban de la presencia de sujetos con conductas sospechosas”.

Estos individuos se trasladaban en un vehículo particular a eso de las 1:30 horas de la madrugada. En ese instante, personal policial procede a iniciar un control cuando “estos descienden y aprovechando un descuido de los carabineros, huyen a pie, dejando el vehículo abandonado” en la intersección de las calles Eduardo Ossandón y Pasaje Juan Francisco González, explicó Carabineros.

Fue en ese momento que, se inicia una persecución cuando “uno de ellos, preliminarmente, habría disparado en contra del funcionario policial, hiriéndolo gravemente para fallecer más tarde en el Hospital de Chillán. Ante esto, el jefe de patrulla al existir peligro actual e inminente disparó en contra del agresor, el que falleció en el lugar”.

Frente al desenlace de los hechos, desde carabineros lamentaron lo sucedido y manifestaron sus condolencias a los familiares de Rivas. “Pese a la tristeza que nos embarga, manifestamos a todos nuestros vecinos, que sus carabineros continuarán desarrollando el máximo de compromiso con el fin de entregar a sus conciudadanos seguridad y tranquilidad”, aseveró el prefecto López.

“Todos los antecedentes están siendo investigados por el Ministerio Público”, zanjó el funcionario.

/psg