Boric sigue debatiéndose entre el voluntarismo y el pragmatismo, dirán algunos, aunque para Max Colodro, parece estar decantándose por el segundo.

Como apunta en su columna del domingo pasado, el Presidente “al parecer, entiende que mostrar soluciones a los problemas de orden público es clave para la viabilidad de su administración y … para la victoria del Apruebo”.

Pero también que debe comprometerse con “la responsabilidad fiscal”.

Y para ello, agrega, puso a cargo a herederos de la vieja Concertación y no a los hijos de Apruebo Dignidad.

“El subsecretario Monsalve y el ministro Marcel” están “vinculados a una centroizquierda con décadas de experiencia en el poder y en periodos difíciles”. Lo que inevitablemente ha abierto fisuras en las coaliciones oficialistas.

Boletín semanal de Opinión de La Tercera Por Juan Paulo Iglesias

/gap