A Brad Pitt se le ha otorgado la custodia compartida de sus hijos con Angelina Jolie luego de una larga batalla judicial, confirmó este miércoles el sitio Page Six.

El actor, de 57 años, ha estado peleando contra su ex esposa, de 46 años, en los tribunales durante casi cinco años por la igualdad de derechos en la crianza de los niños y finalmente lo ha conseguido pese a los intentos de Jolie para evitarlo.

El juez John Ouderkirk, el juez privado contratado por la ex pareja para supervisar el caso, dejó en claro sus pensamientos en un largo fallo reciente, después de meses de testimonios de testigos, incluidos los profesionales de servicios infantiles que entrevistaron a los niños de los actores y a otras personas que han estado alrededor de la familia.

“Hubo un cambio significativo en los acuerdos de custodia basado en una decisión extremadamente detallada tomada por el juez. Brad solo estaba tratando de pasar más tiempo con sus hijos, y ha quedado claro que ella ha hecho todo lo posible para evitarlo”, dijo una fuente con conocimiento del caso al citado medio. “Este juicio duró varios meses y hubo una gran cantidad de testigos, expertos, terapeutas y otras personas que han estado con los niños y alrededor de ellos, y la decisión se basó en esto”, agregó.

Otra fuente cercana al tema agregó que Jolie continúa con su lucha legal. “La custodia compartida no es el tema al que Angelina se opone, hubo otros temas de preocupación, pero los procedimientos judiciales están cerrados y sellados”, dijo el informante.

Los hijos de Brad Pitt y Angelina Jolie no testificaron en contra de su padre

La petición de Jolie de llamar a testificar a sus hijos por el asunto de su custodia no salió como ella esperaba. Ouderkirk, quien lleva el caso del divorcio, se ha negado a permitir que los hijos de la actriz y Pitt testifiquen.

Jolie ha criticado la decisión del magistrado de California por no querer tener en cuenta las pruebas que, según ella, son relevantes para determinar la seguridad y el bienestar de los niños. “El juez Ouderkirk le negó a la Sra. Jolie un juicio justo, excluyendo indebidamente su evidencia relevante para la salud, seguridad y bienestar de los niños, evidencia crítica para presentar su caso”, dicen las apelaciones presentadas en la Corte por los representantes legales de Angelina.

Los abogados de la actriz insisten en que el juez “se ha negado a escuchar la opinión de los adolescentes menores sobre sus experiencias, necesidades o deseos en cuanto a su destino de custodia”, algo que no se ajusta a la ley de California según la cual un niño a partir de los 14 años debe poder testificar si lo desea.

Jolie también afirma que el magistrado “no ha considerado adecuadamente” la sección del código de tribunales californiano que dice que es perjudicial para el interés del niño que la custodia se otorgue a una persona con antecedentes de violencia doméstica, sin detallar los hechos a los que se refiere.

Angelina ha tratado de descalificar a Ouderkirk, el juez privado que eligió junto a su ex marido para llevar los asuntos del divorcio manteniendo su privacidad, argumentando que tiene una relación comercial inapropiada con uno de los abogados de Pitt. Además, la actriz ha asegurado que si el magistrado toma la decisión de dar a Brad parte de la custodia definitivamente, lo apelará.

Los abogados de Brad Pitt defienden la labor del juez y consideran que el testimonio de Jolie “carecía de credibilidad”

Los representantes legales del actor, a diferencia de Jolie, consideran que “Ouderkirk ha llevado a cabo un procedimiento extenso durante los últimos seis meses de manera exhaustiva y justa y llegó a una decisión después de escuchar a expertos y testigos perspicaces”.

También creen que el testimonio de Angelina “carecía de credibilidad en muchas áreas importantes” y que sus objeciones y dificultades para llegar a un acuerdo “causarían un daño grave a los niños, a quienes se les negará aún más la permanencia y la estabilidad”.

Debido a que el tribunal mantiene en secreto la mayoría de los archivos del caso no está claro cuál es el acuerdo de custodia actual entre Pitt y Jolie, aunque sí se sabe que Angelina quería la custodia exclusiva mientras que Brad buscaba la compartida.

De los seis hijos que tienen en común, él único que no está sujeto a la decisión de custodia es Maddox, de 19 años. Los demás, Pax de 17, Zahara de 16, Shiloh de 14 y los gemelos Vivienne y Knox, de 12, sí que deberán someterse al acuerdo legal que lleguen sus padres.

Jolie, de 45 años, y Pitt, de 57, estuvieron entre las parejas más destacadas de Hollywood durante 12 años. Llevaban casados dos años cuando Jolie solicitó el divorcio citando “diferencias irreconciliables” y denunció al actor por maltratar a su hijo mayor.

/psg