Durante las últimas semanas, el proyecto que busca un quinto retiro de las AFP se ha tomado la agenda nacional. Tras los enumerados e insistentes rechazos del gobierno a la iniciativa, el propio Ejecutivo impulsó un proyecto “alternativo” que permite un retiro “acotado” de los fondos para destinarlos a pagar deudas de pensiones, salud, subsidios y créditos, lo que no empeoraría la situación inflacionaria actual del país.

En conversación con El Mostrador en La Clave, la subsecretaria de la Segpres, Macarena Lobos, defendió la iniciativa del Ejecutivo en desmedro de la presentada por parlamentarios, haciendo hincapié en la situación inflacionaria actual del país.

“Haciéndonos cargo que hay una realidad de muchas familias afectadas, el gobierno propuso una alternativa acotando la posibilidad del retiro que no va a tener el impacto macroeconómico que tiene el retiro de libre disposición que planteaban los diputados y diputadas, y permitiendo que por esta vía se puedan pagar ciertas deudas que apremian a las familias chilenas”, manifestó.

“Debemos cambiar el escenario y poder focalizarnos en satisfacer una demanda pendiente. Tenemos diagnósticos compartidos de la necesidad de hacernos cargo de la situación de los adultos mayores y desde esa perspectiva tenemos que poner todos nuestros esfuerzos en sacar la reforma estructural de pensiones que tenemos comprometida”, agregó.

En la misma linea, Lobos indicó que el quinto retiro propuesto por los parlamentarios generaría un impacto aún más negativo para el país, en donde la inflación subiría cinco puntos adicionales, lo que se traduciría en un aumento en los precios, tasas de interés y en el mercado de capitales.

“El quinto retiro propuesto por los parlamentarios y parlamentarias es un retiro de libre disposición y que generaría un efecto muy importante en la presión de los precios, un aumento de la inflación. Esto podría aumentar cinco puntos adicionales, adicionalmente con los efectos que esto tiene en el aumento en las tasas de interés y en el mercado de capitales”, comentó.

“En el caso del retiro de libre disposición son más de US$10 mil millones que se pondrían en circulación, en cuanto a la propuesta alternativa del Ejecutivo, la circulación con estos retiros acotados no más de US$2 mil millones de dólares”, concluyó.

/