“(El retardo del) Ingreso de Emergencia tuvo que ver con la incapacidad de ponernos de acuerdo antes del proyecto de ley y eso demoró 3 semanas la entrega de dinero, ahora ojalá podamos tener acuerdo en plazos y contenidos para llegar más rápido en esta segunda ola de ayudas a las familias”, dijo el ministro de Desarrollo Social, Sebastián Sichel sobre el avance de los acuerdos con la oposición.

“Entonces todo lo que podamos hacer antes lo haremos antes, y las cajas de alimentos no requieren vía legislativa. (Pero) el perfeccionamiento del Ingreso de Emergencia sí, el alargamiento de este ingreso, la cobertura, eso tiene camino legislativo. Lo mismo que la necesidad de extender o aprobar nuevas medias de protección para trabajadores en caso de suspensión laboral (…)Esas medidas van a estar en torno al acuerdo porque necesitamos un acuerdo que permita de una vez fijar términos de referencia, haremos todo lo que haya que hacer”, dijo.

Frente a la segunda ola de ayudas que menciona, Sichel señaló que “hoy probablemente tendremos que extender el Ingreso de Emergencia y vamos a tener que seguir con una cadena de distribución de alimentos, pero eso dependerá mucho de cuán rápido lo podemos aprobar legislativamente”.

“¿Vamos a meter más plata en los bolsillos de las personas? Sí, no y cómo. ¿Vamos a extender apoyo a la protección al empleo? Sí, no y cómo. ¿Vamos a tomar medidas para que las empresas puedan revivir? Sí, no y cómo. Hoy tenemos que responder esas tres preguntas y en eso concordamos, después podemos tener otras conversaciones”, apuntó.

Consultado sobre la opción de incluir el CAE en las medidas de apoyo, respondió: “Me carga vetar temas per sé, no sé cómo se está trabajando en RN u otro, pero lo veremos en la mesa y si se enmarca dentro de estas tres cosas puede ser parte de la conversación”.

“De olfato inicial me parece que no va en el sentido de lo conversado de transferencias directas a las personas, pero si se demuestra que tiene que ver con los ingresos de las personas en el corto plazo, puede ser parte de la conversación. No hay vetos iniciales (…) pero ojalá las medidas le metan plata al bolsillo de las personas, la discusión concreta se debe ver en el marco del acuerdo”, sostuvo.

Agregó que “parece ser que no va en el sentido de lo que hemos conversado (…), pero vale la conversación, vale que se presente y vale que se postule y veamos si se avanza o no, si se puede descontar del ingreso o no, esa es la lógica”.

“Como ministro me doy cuenta que la gente no tiene lucas para pagar sus alimentos. Yo pondría todos los esfuerzos en que tengan esas lucas en una semana más y eso es liquidez. Entonces veamos cómo llegamos a esas medidas si son mejores las transferencias directas u otras medidas”, planteó.

Sichel dijo que las principales preguntas de los ciudadanos son sobre ingresos y alimentos. “Cuando uno entra en la casa las preguntas siempre son las mismas: ‘oiga ¿me van a llegar lucas?, ¿cómo tengo comida?’. Mientras resolvamos esa conversación que no está resuelta todavía, siendo bien honesto, no está resuelta porque a la gente no le hemos dado certezas después del 15 de junio de qué va a pasar, las otras conversaciones tienen que esperar un poquito. Bien franco”.

¿Más cajas?

El ministro también dijo que “no se descarta para nada” volver a entregar cajas de alimentos. “Va a depender de cómo se mueva la curva. Si efectivamente la cuarentena se extiende, obviamente la política de caja es muy importante porque evita abastecerse. Y si vemos que disminuye, yo sería partidario de aumentar ingresos de transferencias”.

“Ayer duplicamos la capacidad de entrega (de las cajas de alimentos) pasamos las 70 mil diarias, como dice el Presidente queremos alcanzar a repartir todo antes del 15 de junio”. Agregó también que “nos importa mucho transferir el Ingreso Familiar de Emergencia, es una prioridad vital para que personas tengan ingresos en este tiempo, eso llegará a 5 millones de chilenos. Hemos pasado largas horas trabajado para poder llegar con las transferencias antes de lo que decía la ley, el 18 de junio, y pagarlo antes del 10 de junio”.

“La meta (de las cajas) es el 15 de junio, en eso trabajamos, inicialmente pensábamos en repartir 20 mil cajas diarias, ayer llegamos a 70 mil. Hacemos todo para que llegue lo antes posible del plazo del 15 de junio, estamos tratando de acelerar el ritmo, para llegar antes de eso. Es un tremendo desafío logístico. Ya se ha repartido una cantidad, cerca de 300 mil al día de hoy, y como vamos aumentado, probablemente llegaremos antes de lo proyectado”, señaló.

Explicó que el plan “depende de tres cosas: del apoyo municipal para distribución; de la capacidad de encontrar productos y tercera cosa, que es básicamente cómo distribuir por barrios y territorios. Al principio yo no pensé que llegábamos pero hoy viendo cómo ha ido aumentando la cadena logística, estoy más tranquilo de que vamos a alcanzar a llegar a todas las personas que habíamos dicho en la fecha”.

“Voy a decir cosas de sentido común, pero es obvio: comprar, abastecer y armar cajas de estos volúmenes es un desafío gigantesco, pero ya cuando ayer llegamos a 70 mil diarias obviamente (eso señala que) vamos a llegar los plazos. Eso está pasando, así que mucha tranquilidad a la población, vamos a llegar antes del 15 de junio a sus casas. Efectivamente hay gente que dice que no le ha llegado y es porque vamos a llegar el 15 de junio, no alcanzamos antes, es físicamente imposible”.

/psg