El dólar cortó su racha de cuatro sesiones consecutivas de fuertes caídas este jueves, pese a la intervención cambiaria que impulsa el Banco Central y la decisión en Europa de subir las tasas de interés en medio punto, la primera alza en once años.

El billete verde terminó su cuarta sesión de la semana con un alza de $4,10, en puntas de $927,20 vendedor y $926,20 comprador.

Sebastián Espinosa, analista senior de mercados de XTB Latam, indicó “el dólar al fin rebota tras las sostenidas caídas que había mantenido la paridad desde la intervención anunciada por el Banco Central, alcanzando máximos por sobre los $930, aunque en un momento de la jornada con retrocesos hasta los $919″.

Dijo también que la decisión de tasas del Banco Central Europeo ” llevó a que el dólar a nivel internacional tuviera una fuerte caída durante la mañana, llegando incluso a acercarse a los 106,000 puntos, ante la apreciación del euro. De todas formas, luego de la conferencia de prensa de la presidenta del Banco Central Europeo, el euro ha relajado las subidas y el dollar index ha recuperado prácticamente todas las pérdidas, cotizando plano a esta hora y presionando al alza al tipo de cambio a nivel local”.

Mientras que Ángel Rubilar, analista senior de Libertex, explicó que ” la finalidad de la intervención es la estabilidad de la moneda y en un plazo corto de dos meses se espera que esté en el rango de los $930, por lo que precios cercanos no serán de extrañar en las siguientes jornadas, ya que la inyección de capital será sostenida hasta el 30 de septiembre y que, como sentimiento de mercado, se generó una baja significativa, pero nada podía asegurar niveles menores, ya que la proyección indica que en 24 meses podríamos volver a niveles de $850″.

“En el plano internacional, vemos el alza de tasas de 50 puntos del Banco Central Europeo, hecho que no pasaba en más de una década, y que ha traído un mensaje de medidas paso a paso, ya que para septiembre no existe una proyección y la presidenta Christine Lagarde comentó que lo que pasé en esa fecha será reactivo a los datos que se dispongan para dicha reunión, lo que ha hecho que los mercados tengan presente los temores de recesión, por ello hemos visto caídas en las bolsas europeas y una apreciación del euro”, añadió.

/psg