Este jueves, el diputado de la Federación Regionalista Verde Social (FRVS), Jaime Mulet, protagonizó un tenso momento con un magistrado, durante su formalización por los delitos de cohecho y sobornos.

La mañana de esta jornada, el Juzgado de Garantía de Copiapó despachó una orden de detención contra el parlamentario por no asistir a la audiencia, aunque minutos después ésta fue revertida luego que el legislador sí se presentara vía zoom.

Cabe destacar que a Mulet se le acusa de haber influido para que la Municipalidad de Tierra Amarilla desistiera de ir a un juicio ambiental, favoreciendo a la minera Candelaria.

“Si yo hablo, usted se calla”

Una vez que apareció en la audiencia por zoom, Mulet tuvo un cruce con el magistrado, luego que el diputado comenzara a hablar y no respondiera a los requerimientos del juez.

En primer lugar, se le pidió que dijera su domicilio, no obstante el parlamentario indicó: “He decidido presentarme como cualquier chileno, no obstante estar en completo desacuerdo de ella”.

En ese momento, el magistrado le precisó que “la alegación debe realizarla el abogado, salvo que usted pida la autorización para representarse a sí mismo. Ese es el orden de la audiencia. Indique su domicilio”.