El nuevo rey Carlos III, de 73 años, se dirigió el lunes por primera vez al parlamento británico, asegurando “sentir el peso de la Historia” tras la muerte de su madre, en una ceremonia que reunió a ambas cámaras en Westminster.

“Presentándome ante ustedes hoy, no puedo evitar sentir el peso de la Historia que nos rodea y que nos recuerda las tradiciones parlamentarias vitales a las que los miembros de ambas cámaras se dedican con tanto compromiso”, afirmó ante representantes de la Cámara de los Comunes y la Cámara de los Lores.

“Señores y miembros de la Cámara de los Comunes, nos reunimos hoy para recordar la notable duración del servicio dedicado de la Reina a sus naciones y pueblos. Siendo muy joven, su difunta Majestad se comprometió a servir a su país y a su pueblo y a mantener los preciosos principios del gobierno constitucional que constituyen el corazón de nuestra nación”, añadió.

También, citó a Shakespeare para hablar de la reina, señalando que era “un modelo para todos los príncipes vivos”.

Carlos afirmó que reinará de forma “desinteresada” como lo hizo su madre, Isabel II, y con respeto “a los principios constitucionales”.

El mensaje fue en respuesta a los mensajes de condolencia que previamente le transmitieron los presidentes de la Cámara de los Lores (alta), John McFall, y los Comunes (baja), Lindsay Hoyle, en el edificio de Westminster Hall.

Lord McFall de Alcluith, hablando en nombre de la Cámara de los Lores, rindió homenaje a la “humildad e integridad” de la difunta Reina. “La alegre presencia de nuestra difunta Majestad, sin descanso y tranquilizadora, a lo largo de los años, hacía difícil contemplar que ese tipo de reinado, largo e inspirador, de devoción profunda y sin parangón, terminara alguna vez”, expresó. También, prometió su lealtad al Rey y dijo que se siente “orgulloso y honrado” de recibirlo en el Parlamento.

Luego, sir Lindsay Hoyle habló en nombre de la Cámara de los Comunes, y ofreció su pésame al Rey y a su familia. “Aunque nuestro dolor es profundo, sabemos que el suyo es más profundo. Le ofrecemos nuestro más sincero pésame a usted y a toda la familia real”, dijo.

El féretro de Isabel II, que en las próximas horas será trasladado a la catedral de Saint Giles, reposará luego en Westminster Hall desde el miércoles por la noche hasta su funeral el lunes.

/psg