El expresidente colombiano Andrés Pastrana (1998-2002) aseguró que los países deben unirse para combatir el narcotráfico porque, según él, es el principal riesgo para las democracias latinoamericanas, debido a que financian los regímenes dictatoriales de Venezuela y Nicaragua.

Pastrana elevó esa propuesta en el evento “La libertad en la era digital” de la Fundación IDEA que reúne a varios expresidentes de derecha de España y las Américas. En el evento también participaron la vicepresidenta colombiana Marta Lucía Ramírez y el expresidente Álvaro Uribe.

Sin los narco dólares, la dictadura venezolana se hubiera caído hace mucho rato. El narcotráfico y el comercio ilegal de armas se unen para asaltar nuestras democracias, desde adentro y desde afuera. Vemos un nefasto cartel que incluye a las dictaduras de Caracas y de Managua, los mulás de Irán, Hezbolá y protagonistas del terrorismo como las Farc y el ELN, entre otros. Con el narcotráfico no se habla, no se pacta”, afirmó el exmandatario colombiano.

Pastrana aseguró que los vínculos entre narcotráfico, crimen organizado y regímenes totalitarios representan un grave peligro para las democracias, que no se puede ignorar. Según dijo, no es únicamente una financiación, sino que se sirven de esos recursos para infiltrar países vecinos “con todas las modalidades de delincuencia posible”.

Además, Pastrana sostuvo que entre las estrategias de desestabilización, “usan las redes sociales como arma no solamente para deslegitimar un orden democrático, sino para fomentar asaltos colectivos con el fin de desestabilizar y preparar el camino hacia el poder, para nunca más soltarlo”, citó la revista Semana.

Una narrativa que ha expuesto el exmandatario desde los organizaciones políticas internacionales a las que pertenece, como el pasado 12 de octubre cuando compartió con VOX un mensaje, en el que aseguró que las protestas en Colombia entre mayo y junio habían sido financiadas, supuestamente, por Maduro con dineros de los grupos narcotraficantes del ELN y las Farc.

Pastrana ha promovido la idea de la Iberosfera que promueve la derecha española para la consolidación de un bloque político internacional que haga frente a las acciones del Foro de Sao Paulo y el Grupo de Puebla y contrarrestar, según dicen, el avance del socialismo y el comunismo en la región.

El expresidente Uribe, que participó también en uno de los foros del evento este miércoles, afirmó que Daniel Ortega en Nicaragua y Chávez en Venezuela fueron “fracasos del socialismo del siglo XXI” que promovieron pobreza, destrucción de las instituciones y libertades en los países.

Estos fracasos necesitan éxitos en nuestros países democráticos. Hace falta acelerar el desempeño de excelencia en seguridades, en el crecimiento económico, en la política social, si no lo aceleramos seguirán muchos buscando en los neocomunismos una alternativa”, señaló Uribe en el foro.

Debido a la inconformidad de la juventud en el continente, Uribe aseguró que los Estados tendrán que pensar cómo regulan las plataformas digitales, “no para afectar las libertades de los usuarios, sino para evitar que los dueños de esas plataformas manejen las libertades y las restricciones a sus antojos, muchas veces en contra de los ordenamientos jurídicos democráticos de nuestros países”.

La vicepresidenta Marta Lucía Ramírez, por su parte, pidió reforzar la capacidad de intervención del sistema multilateral de naciones, que “sea mucho más preventivo antes que simplemente reactivo, que sea mucho más eficiente en el uso de los recursos y esté comprometido con el desarrollo y la consolidación de las capacidades institucionales”, señaló.

Según citó el Diario de Las Américas, la también canciller colombiana expuso que existe un sentimiento frustración respecto al sistema multilateral porque no da las respuesta que se esperan, por lo que propuso “hacer ajustes que lo hagan muchísimo más relevante y muchísimo más oportuno en su capacidad de intervenir”.

/gap