Se realizó el sorteo de la Copa Sudamericana y los cinco chilenos en competencia ya conocen a sus rivales. Hay de todo: algunos que aún no inician su torneo local, otros en el papel abordables y también los que meten miedo. Aquí un detalle de cada uno de ellos.

Sol de América, rival de la UC

Sol de América marcha en el cuarto puesto del recién iniciado campeonato paraguayo, que abrió con una victoria sobre Guaraní. En la fase anterior de la Copa Sudamericana, Sol de América eliminó a Goiás, de Brasil.

La escuadra dirigida por el uruguayo Sergio Órteman tiene en sus filas al defensor Mathías Corujo, quien militó en Universidad de Chile entre 2014 y 2016, una etapa en la que logró tres títulos: el Apertura 2014 y la Supercopa y la Copa Chile del año siguiente. Otro nombre conocido a nivel chileno es el delantero César Villagra, quien defendió a Cobresal.

Estudiantes de Mérida, rival de Coquimbo Unido

Estudiantes de Mérida será el rival de Coquimbo Unido. Los venezolanos tuvieron un pobre paso por el Grupo F de la Copa Libertadores, donde solo sacaron puntos ante el desastroso Alianza Lima de Mario Salas.

Los llaneros enfrentaron el torneo con problemas no solo por la crisis social en su país, sino también en parte sin su técnico, el argentino Martín Bragnani, quien pasó unos días varado en Mar del Plata. Además, 20 integrantes del plantel han dado positivo por Coronavirus.

Estudiantes tiene entre sus principales figuras al arquero Alejandro Araque, así como Jesus “Chiqui” Meza, volante mixto de paso por la selección de Venezuela y el fútbol mexicano. El equipo suele sacar ventaja, además, de la altura de Mérida, pero los 1.600 msnm no deberían afectar al cuadro chileno.

Deportes Tolima, rival de La Calera

Si bien Deportes Tolima no es uno de los clubes grandes de Colombia, en los últimos años ha sido uno de los protagonistas del fútbol cafetero. De hecho, fue campeón en 2018, siendo este el segundo título de Primera División de su historia. El primero lo consiguió en 2003. También ganó la Copa Colombia en 2014.

Esta será su octava participación en la Copa Sudamericana desde 2006. El equipo es dirigido por Hernán Torres y juega de local en el estadio Manuel Murillo, en Ibagué, con capacidad para 28 mil espectadores. El club fue fundado el 18 de diciembre de 1954 y tiene 65 años.

Su plantel está compuesto mayoritariamente por jugadores colombianos, con apenas tres extranjeros. Entre sus principales figuras destaca el volante de Jaminton Campaz, de 20 años, proveniente de las divisiones inferiores del club.

Fénix, rival de Huachipato

El rival de Huachipato en esta edición de la Copa Sudamericana será Centro Atlético Fénix. El club uruguayo con sede en Montevideo clasificó después de alcanzar el octavo puesto en la tabla anual de la primera división charrúa.

En la primera fase debió enfrentarse contra El Nacional de Ecuador, equipo al que superó por 1-0 en la Ida, disputada en Uruguay, y empatar a dos tantos en la revancha.

En la Sudamericana ya ha enfrentado a clubes chilenos. Lo hizo ante Universidad de Chile en la primera fase de la edición 2011. En dicha oportunidad, la U, que terminaría levantando el título, dejó a los uruguayos en el camino tras vencer por 1-0 en la ida y empatar sin goles en la revancha.

Bolívar, rival de Audax Italiano

Bolívar, el rival del Audax Italiano, llegó a la Segunda Fase de la Copa Sudamericana proveniente de la Copa Libertadores. Fue el tercero del Grupo B, con apenas cuatro puntos y sin hacerse fuerte en la altura de La Paz, como acostumbra. Sus únicos puntos los consiguió con la victoria como local ante Tigre de Argentina y el empate de visita con los mismos transandinos, los que a su vez solo lograron sumar en ese duelo.

Y si no fuera por la Libertadores y los cuatro partidos que disputó posterior a la pandemia (tres derrotas y un empate), el elenco boliviano no habría visto actividad desde marzo, toda vez que en Bolivia el fútbol aún no se ha reanudado.

En su plantel, los celestes cuentan con jugadores como el experimentado capitán Juan Carlos Arce, el ex Audax Italiano, Palestino y U. de Chile, Marcos Riquelme (goleador de Bolívar en la Copa, con tres festejos), el paraguayo ex Santiago Morning, Fidencio Oviedo, y el español Álvaro Rey. Eso sí, después de la caída ante Guaraní, por la Libertadores, se quedaron sin técnico: fue despedido Claudio Vivas.

/