La ola de ventas de acciones de Tesla Inc. por parte de Elon Musk continuó una segunda semana, con el director ejecutivo del fabricante de autos vendiendo, el lunes, más de 934.000 acciones valoradas en alrededor de US$ 930 millones, mientras también ejercía opciones de compra, según nuevas divulgaciones.

Por otra parte, JP Morgan Chase & Co. presentó el lunes una demanda contra Tesla alegando incumplimiento de contrato sobre garantías (o warrants) de acciones que vencieron este año. La institución financiera dijo que busca recuperar más de US$ 162 millones a través del caso presentado el lunes en el Tribunal de Estados Unidos para el Distrito Sur de New York.

JP Morgan dice que Tesla estaba obligada a entregar las acciones bancarias o el dinero si el precio de las acciones del fabricante de autos estaba por encima del precio de ejercicio de las garantías en el momento en que expiró el contrato entre las empresas, que fue justamente el caso. “Tesla ha ignorado flagrantemente su clara obligación contractual de pagar a JPMorgan en su totalidad”, alega la demanda.

La disputa sobre las garantías entre el banco más grande de Estados Unidos y el fabricante de autos más valioso del mundo, se complica por la afirmación de Musk en 2018 de que había asegurado fondos para sacar a Tesla de la bolsa, solo para que revirtiera la declaración poco después. La afirmación original llevó a la Comisión de Bolsa y Valores (SEC por sus siglas en inglés) a demandar a Musk por fraude, lo que llevó a varias acciones contra el jefe de Tesla, incluida su renuncia al cargo de presidente de Tesla.

JP Morgan modificó dos veces el precio de las opciones sobre el episodio, una medida que Tesla desafió como “irrazonable” en ese momento, según la demanda. El banco rechazó la queja de Tesla, según dicen los documentos legales, y argumentó que sus movimientos para ajustar los precios de las garantías eran requeridos contractualmente. El precio de las acciones de Tesla en el momento en que expiró la garantía este año estaba por encima de los precios de ejercicio (o precios strike) originales y ajustados, dice el banco en la demanda.

Tesla no respondió a una solicitud de comentarios sobre el caso.

Las ventas del lunes significan que Musk vendió alrededor de 7,3 millones de acciones de Tesla valoradas en aproximadamente US$ 7.800 millones desde que señaló, hace poco más de una semana, que se desharía hasta del 10% de sus acciones en la compañía.

Las últimas ventas se produjeron después de que Musk, la persona más rica del mundo, se burlara del senador Bernie Sanders (Independiente, Vermont.) durante el pasado fin de semana después de que el ex candidato presidencial tuiteara que los super ricos deberían pagar una parte justa de impuestos.

/