Imagen

Imagen

Como se dijo acertadamente en la transmisión oficial al término del encuentro, ambos equipos quedaron conformes con el resultado. Racing, porque sacó un buen empate en una cancha tan complicada como es la del Morumní y además convirtiendo un gol como visitante y Sao Paulo, porque los brasileños saben que esta noche fueron superados por el adversario y perfectamente pudieron quedarse con las manos vacías.

A nosotros, en particular nos interesaba ver el rendimiento de los chilenos o los que han tenido alguna relación con nuestro país y en ese sentido el balance también es muy positivo.

Partiendo por Eugenio Mena, al que sólo le faltó el gol para haber hecho un partido perfecto. Y lo tuvo “El Chueco” en una de las últimas cargas de su equipo. Un muy buen desborde de Fabricio Domínguez, que había entrado recién a la cancha, centro pasado y aparece el ex Universidad de Chile por el segundo palo y su cabezazo se fue por sobre el travesaño.

Como también dijo Mariano Closs: “Mena es tan buen jugador, tan importante para Racng, pero está claro que entre sus virtudes no está el convertr goles”. De hecho, no ha anotado ninguno por la Academia.

Pero, si nos detenemos en ese erro puntal es porque fue el único que cometió en los 90 minutos. Todo lo demás lo hizo bien, con una vitalidad impresionante se comió la raya de punta a punta, no fue superado nunca por su puntero y por el contrario, fue permanente agente ofensivo de su equipo.

Imagen

En el minuto 35´, Gabriel Arias debe haber querido que se lo tragara todo el frondoso y esta vez mojado campo del Morumbí. El arquero suplente de la selección chilena pagó en ese momento el precio a una inactividad prolongada (no jugó un solo minuto en Copa América) y a la lluvia que transformó la pelota en un verdadero jabón.

Lo cierto es que salió a cortar una pelota fácil, que se le escapó entre las manos y permitió que Vitor Bueno aprovechara el regalo caído del cielo y se llevara el balón hasta el fondo del arco para abrir la cuenta.

Sin embargo, el arquero y capitán de Racing tuvo un mérito que distingue a los Grandes y que lo han manifestado públicamente monstruos como Nadal y Federer: si quieres destacar en el deporte, lo primero que debes aprender es hacer de inmediato borrón y cuenta nueva cuando cometes un error. Porque así estarás bien preparado cuando te llegue el momento de la revancha

Y en el caso de Gabriel Arias esto ocurrió exactamente 3 minutos después del gol: en una contra, escaparon solos Welington y Vitor Bueno. Este, dentro del área, cuando le salía el arquero chileno como último obstáculo, cruzó la pelota hacia el centro y su compañero remató a quemarropa con el arco desguarnecido. El arquero de Racing, en una reacción portentosa, se arrojó hacia su izquierda y consiguió desviar el remate al córner. Si era gol, esta vez nadia podría habérselo reprochado. Y Sao Paulo sentenciaba el partido.

Imagen

Tenemos por último a Juan Antonio Pizzi, otro de los entrenadores duramente tratados por la prensa y los hinchas a su paso por Chile. Y el tipo sigue ratificando partido a partido que es un muy buen Director Técnico. A Racíng lo tiene metido con toda justicia entre los mejores de esta Copa Libertadores de América y hace poco acaba de perder la Copa Argentina en un partido en el que no pudo contar, entre otros, precisamente con Eugenio Mena y Gabriel Arias por estar concentrados con la selección chilena.

Esta noche, como visitante y ante un cuadro como Sao Paulo, que supera largamente a su equipo en cuanto a refuerzos y presupuesto, no solo le jugó de igual sino que pudo y mereció ganar el partido. Entre otras cosas, porque nunca se conformó con el empate y hasta el último cambio realizado fueron para ir a buscar el 2-1 en el arco contrario

Imagen

Fotos Twitter oficial de Racing y Sao Paulo