Cristiano Ronaldo tenía solo 18 años cuando empezó sus andanzas con Portugal. Desde muy joven expuso sus grandes ambiciones con la escuadra lusa y no descansó hasta triunfar. Han pasado 19 años de penas y glorias, y el crack nacido en Madeira puede decir con total seguridad que ya hizo historia con su país. Pero nunca -ni antes ni ahora- ha sido conformista. Una vez más, su país se refugió en él para continuar la racha mundialista de los últimos tiempos. Y CR7, como de costumbre, volvió a aparecer en el momento que más se le necesitaba para guiar a su nación a Qatar 2022, que muy probablemente será la última Copa del Mundo para el capitán.

El ser superado por Serbia en el Grupo A de las Eliminatorias europeas puso en muchos aprietos a Portugal. El boleto al Mundial de los lusos dependía de hacer un buen papel en los complicados repechajes de la UEFA. Y el equipo liderado por su gran estrella, Cristiano Ronaldo, no decepcionó.

A pesar del panorama adverso, con varias bajas esenciales en el plantel, el elenco de las ‘quinas’ supo salir airoso de la repesca. Primero se impuso 3-1 sobre Turquía y luego concretó la hazaña con el triunfo por 2-0 (una asistencia de CR7) sobre Macedonia del Norte, que fue verdugo de Italia.

Porto (Portugal), 29/03/2022.- Portugal player Cristiano Ronaldo celebrates during the FIFA World Cup Qatar 2022 play-off qualifying soccer match Portugal vs North Macedonia held on Dragao stadium in Porto, Portugal, 29 March 2022. (Mundial de Fútbol, Catar) EFE/EPA/HUGO DELGADO
Porto (Portugal), 29/03/2022.- Portugal player Cristiano Ronaldo celebrates during the FIFA World Cup Qatar 2022 play-off qualifying soccer match Portugal vs North Macedonia held on Dragao stadium in Porto, Portugal, 29 March 2022. (Mundial de Fútbol, Catar) EFE/EPA/HUGO DELGADO

Ya antes de los dos partidos, Cristiano Ronaldo anticipó la incansable lucha que iba a protagonizar con su selección en estos repechajes. Con 37 años encima, su ambición deportiva se mantiene intacta y logró darle otra alegría a su país.

“Juntos lucharemos para poner a Portugal en el lugar que le corresponde. ¡Vamos a hacerlo!”, había señalado con total motivación el mismo Cristiano en sus redes sociales. Y lo logró. Con Bruno Fernandes, Diogo Jota, Bernardo Silva, Pepe y otras estrellas del equipo, el crack de Madeira consiguió poner a Portugal en el lugar que corresponde: la Copa del Mundo.

El líder mundialista de Portugal

Cristiano Ronaldo ha demostrado muchas veces ser un hombre con hambre de gloria. Nunca le ha gustado quedarse con las manos vacías. Su mayor propósito siempre ha sido alcanzar todos los éxitos posibles principalmente con su selección, por lo que quedarse fuera del Mundial iba a representar un golpe bastante duro para él. Sin embargo, eso no ha sucedido y, ya en la etapa final de su carrera, jugará su quinta Copa del Mundo.

El éxito luso continúa de la mano de Cristiano. De hecho, la presencia del delantero nacido en Madeira ha determinado un antes y un después en la historia de Portugal. La selección de las ‘quinas’ ha pasado de ser un combinado sin mayores logros a uno prestigioso y temible en Europa con ‘CR7′, que ya saboreó la miel del éxito dos veces y que nunca se perdió un Mundial.

Desde que el combinado luso compitió internacionalmente por primera vez en 1921, nunca pudo alcanzar la cima del fútbol europeo hasta que contó con los servicios de Ronaldo. El combinado luso no ganó ningún título en los 82 años anteriores al surgimiento del ‘Comandante’. Con él, son dos títulos en 18 años (la Euro 2016 y la UEFA Nations League 2019).

Cristiano Ronaldo ganó la Euro 2016 y la Liga de Naciones 2019 | Foto: Agencias
Cristiano Ronaldo ganó la Euro 2016 y la Liga de Naciones 2019 | Foto: Agencias

Ahora bien, Portugal -más allá de los títulos que presume en su palmarés- ha vuelto a hacerse un lugar en el Mundial. Desde que Cristiano Ronaldo debutó con la selección mayor en 2003, el ‘Comandante’ siempre consiguió guiar exitosamente a su país hacia el certamen más importante a nivel de selecciones.

Antes de que emerja CR7, el combinado luso clasificó únicamente a tres de 17 Mundiales posibles (17,6% de efectividad). Con el delantero de Madeira, el ‘equipo de las quinas’ alcanzó el boleto a dicho torneo cinco veces de cinco posibles con un 100% de efectividad.

Ninguna otra leyenda portuguesa puede presumir de lo mismo. El gran Eusebio, por ejemplo, solo jugó un Mundial en Inglaterra 1966, donde condujo a su selección al podio (3er lugar) y además fue goleador del certamen (nueve goles). Por su parte, Figo disputó dos Mundiales: Corea-Japón 2002 y Alemania 2006. En este último estuvo acompañado por Cristiano Ronaldo, alcanzando juntos las semifinales.

/EMG