Últimamente nos hemos visto expuestos a varias situaciones diversas, elecciones, confinamiento, candidaturas que se bajan otras que no prenden, nuevas ayudas para las personas, algunos tratan de insuficientes, otros electoralmente sujetos a conveniencias partidistas, sin embargo, nada o poco se ha dicho que hoy es un buen momento para pensionarse.

Dicho lo anterior, existe una incertidumbre total, de como se vienen los próximos meses, con apoyos o rechazos a las ofertas del gobierno, por parte de la oposición, como también la duda si se recurrirá nuevamente, a un cuarto retiro del 10%, de los ahorros de las AFPs.

En la vida siempre tenemos que ser proactivos, adelantarnos a hechos que pudieren ocurrir más adelante, y no ser reactivos, cuando las situaciones se presentaron y ya no hay nada que hacer, porque digo esto, porque tenemos que tomar los resguardos necesarios y las decisiones en el momento oportuno, ante amenazas de diversas índoles.

Dicho lo anterior, hoy es un buen momento para pensionarse, como siempre se ha dicho, los ahorros previsionales son de los trabajadores, sin embargo, existe muchas dudas, cuando “candidatos” a dirigir próximamente los destinos del país, y senadores que quieren “nacionalizar” los ahorros previsionales, que siempre han sido destinados a la vejez, se prende  esa luz “amarilla como de los semáforos”, que nos indica que debemos estar atento porque puede existir un peligro latente próximamente y no lejos de la realidad.

Es aconsejable asegurar una pensión hoy, donde las tasas entre un retiro programado y una renta vitalicia, son muy similares, y es un buen indicador en que este es el momento de tomar la decisión de pensionarse y así poco a poco estar recibiendo esa mensualidad, que se traduce en un sueldo adicional, que también puede convertirse en un “ahorro a guardar”, en momentos de crisis, y así tener asegurado que no le hagan una “encerrona” a sus ahorros, porque es un botín muy apetecido por muchos políticos que hablan de “solidaridad” pero con los dineros ajenos y no de sus suculentos sueldos que todos financiamos.

Cuando un país no respeta las normativas establecidas, suceden situaciones graves como es que el congreso legisla proyectos que son inconstitucionales y con el poco nivel de conocimiento que demuestran, simplemente cometen “graves errores” como es el retiro del 10% en una renta vitalicia, que es una ”expropiación” al patrimonio de las compañías de seguros, y ello repercute y va en perjuicio directo a la mayoría de los  afiliados de una administradora de fondos de pensiones, que ven con preocupación cuyo valor cuota de fondos más conservadores, se ven enormemente afectados y ello disminuye sus ahorros, por leyes escritas a la rápida y que sólo perjudican a los afiliados y pensionados de nuestro país.

Margot Guerrero Bruner

Asesora Previsional

www.margotpensiones.com