Daniel Soto, estratega Jefe de SURA Inversiones, señala que “creemos que las sorpresas inflacionarias podrían continuar en los próximos tres a seis meses, por lo que la estrategia recomendada para las personas que invierten en renta fija es continuar prefiriendo instrumentos en UF (Unidad de Fomento)”.

Además de invertir en fondos cuyos activos subyacentes sean papeles en UF, también existe la opción de tomar depósitos en UF en los propios bancos.

Según datos del Banco Central, en abril las tasas de captación reajustables en UF, para el plazo de entre 90 días y un año, llegaron a 0,74% anual, es decir, la tasa es la inflación, más ese porcentaje. Así, si en doce meses la inflación es de 10,5%, la tasa que pagaría el banco sería de 11,24%.

Y para los plazos más largos, el pago ofrecido por los bancos es mayor. Así, para los depósitos de más de tres años se ubica en UF más 2,81%.