El dólar dejó atrás la fortaleza que había mostrado en los últimos días y cerró su última sesión de la semana con un fuerte retroceso que lo dejó por debajo de los $820 en el mercado cambiario local.

El billete verde culminó sus operaciones cayendo $13,80, ubicándose en puntas de $817,85 vendedor y $817,55 comprador. Se trata de su menor precio desde el 3 de junio de 2022 ($814,00).

Además, con esto la divisa anotó una baja semanal de $10,45.

Sebastián Espinosa, estratega de mercados de XTB Latam, comentó que “este viernes vimos una jornada volátil en el dólar pero con caídas, tras las subidas que había mantenido en los últimos días”.

“Los comentarios de miembros de la Reserva Federal (Fed) miembros del Banco Central Europeo han dado cierto tono negativo a los mercados, lo que ha presionado a los índices a caer y al dólar a apreciarse a nivel internacional, pero hoy ha existido un rebote en bolsa, mientras que el dollar index recorta ganancias e intenta romper el piso de los 102,000 puntos nuevamente”, acotó.

“El cobre por su parte cotiza levemente al alza, tras haber estado registrando pérdidas de poco menos de un 1%. El metal rojo rebota y se suma al sentimiento más positivo de hoy, con un mercado chino que además cierra al alza previo al receso por el año nuevo”, añadió.

El cobre anotó un alza de 0,46% este viernes en la Bolsa de Metales de Londres (LME), al transarse en US$4,18757 la libra contado `grado A`, que se compara con los US$4,16852 del jueves y los US$4,28010 del miércoles -mayor valor en 7 meses-.

Con ello, el promedio mensual y anual escaló a US$4,02249 la libra.

En tanto, Ángel Rubilar, analista senior de Libertex, dijo que “el dólar cotiza en $818 en una jornada más bajo los $820, luego de que el cobre recupera terreno subiendo más de 0,7% en la sesión y cotizando sobre los US$4,26 la libra”.

“Esto es considerado un buen precio, a pesar de que se acercan los feriados chinos y se espera que los niveles de transacción sean menores para nuestro metal, principalmente por los signos de reactivación del país asiático, ya que vemos que la divisa ha tomado fuerza, lo que generalmente se traduce en bajas de las materias primas”, añadió.

“En el plano internacional vemos que los rendimientos de los bonos del Tesoro suben, mientras que ante los fantasmas de recesión los ojos están puestos en la Fed y en su política monetaria de alza de tasas, la que de momento no tendrá reducciones”, cerró.

/psg