Gestiones del Laboratorio de Criminalística de Carabineros con el FBI permitieron confirmar la identidad del turista estadounidense que fue asesinado a disparos en el centro de Santiago, a cuadras de su alojamiento -alquiler de Airbnb- en calle Huérfanos.

El cuerpo del turista norteamericano estuvo más de una semana en el Servicio Médico Legal (SML) sin ser reconocido. Un compañero de viaje alertó su desaparición el 14 de enero. Pese al reconocimiento visual que hizo esta persona, faltaba por corroborar la identidad.

La familia ya fue notificada del deceso. Su padre, el coronel retirado de la Fuerza Aérea de Estados Unidos, Eric D. Garvin, compartió una publicación en Facebook en que expresaba su pesar por lo ocurrido.

“Este es el capítulo más oscuro de nuestras vidas porque estamos viviendo la peor pesadilla de todos los padres”, escribió.

El hombre, que se puso en contacto con la Embajada de Estados Unidos en Chile y viajó a Santiago para repatriar el cuerpo, relata que su hijo, un abogado de 38 años, residente en Nueva York, amaba viajar y posiblemente había conocido unos cuarenta países.

“Los informes preliminares sugieren que cuando mi hijo salió a cenar en el centro de Santiago, le dispararon varias veces mientras le robaban 3-4 tipos. Mi hijo estaba solo”, cuenta el afligido padre en la publicación.

Según consigna una nota de Atlanta Black Star, el abogado asesinado trabajó para la Oficina de Justicia Criminal del Alcalde en Nueva York. El senador demócrata Charles Schumer se refirió a la muerte de Garvin, calificándola de “tragedia desgarradora”.

La nota del medio estadounidense indica que la abuela del turista asesinado es Marjorie Garvin, una destacada activista de Staten Island que trabajó para aumentar la conciencia de los votantes en la comunidad afrodescendiente.

/gap