La Sala del Senado hizo ayer una sesión especial para analizar la gestión del Gobierno en torno a la pandemia del coronavirus. Entre otros invitados, el ministro de Salud, Enrique Paris, y la presidenta del Colegio Médico, Izkia Siches, fueron parte de la convocatoria. El primero asistió de manera presencial y la dirigenta lo hizo de forma remota, por lo que no se podía decir que ambos se volvían a ver a la cara después del intenso impasse originado por las duras recriminaciones de la médica a su colega a cargo del Minsal y al Ejecutivo en general, por el control de la emergencia sanitaria.

Aunque se conocieron a inicios de semana, los dichos de Siches resonaron como un eco durante toda la sesión de ayer, en la que constantemente las intervenciones hacían alusión a ellas a favor o en contra de su contenido, en un ambiente marcado por la disputa en torno a las cifras de la pandemia, a quién tenía la mejor solución o quiénes eran los responsables del mal manejo de la emergencia, según era el que intervenía.

Así, entre la exposición de investigadores que aportaron con su visión científica y de datos, fue el turno de Siches. La presidenta del Colmed presentó cifras sobre el avance de la pandemia y al final de su segunda presentación alcanzó a señalar, en los escasos segundos disponibles, que sobre las próximas elecciones del 10 y 11 de abril, “consideramos que la próxima semana, el 29 de marzo hay que hacer una sesión, y es la propuesta que traemos, abierta a la ciudadanía, con los presidentes de los partidos políticos, donde quizá el Senado, el Ejecutivo, la Cámara de Diputados puedan dar una discusión de las condiciones epidemiológicas”.

Consultado sobre la propuesta del Colmed, el ministro Paris contestó que “el tema de las elecciones tiene que ser estudiado por los partidos políticos, por el Servel, por el Ejecutivo también y, obviamente, el Presidente contará con mi opinión. Yo no voy a dar públicamente mi opinión, la que tengo que dar al mandatario o la opinión del grupo de expertos que nos reunimos todas las semanas en ese sentido. Obviamente, hay que estar atento a lo que ocurra, pero la mayoría de la gente que ha sido consultada del ámbito político prefiere mantener las fechas actuales de las elecciones”.

“Nada está escrito en piedra”

El ministro añadió que, “sin embargo, nada está escrito en piedra y siempre estamos dispuestos a escuchar y a dialogar y a tomar decisiones en base a la evidencia. Nosotros siempre decimos eso, ¿en base a qué tomamos las decisiones? En base a la evidencia, a los números. A lo que nosotros vemos publicado o que recibimos día a día de nuestros expertos”.

Requerido por “El Mercurio”, en un encuentro con la prensa en el Senado, acerca de si el 29 de marzo sería el umbral para resolver sobre los comicios, Paris respondió que “nosotros nos reunimos los jueves y los lunes. Si es necesario reunirse antes nos reunimos antes, pero yo creo que el lunes próximo sí vamos a discutir ese tema con mucha intensidad”.