Una de las imitaciones más recordaras del destacador imitador Stefan Kramer en su película El ciudadano Kramer, fue la que hizo del por ese entonces ministro del Interior de Piñera, Rodrigo Hinzpeter.

En la cinta, el exsecretario de Estado era uno de los antagonistas, quien, con un impecable terno, bien peinado y con el rostro rasurado, se comportaba como una especie de androide, más similar a un robot que a un humano, que por momentos recuerda a Terminator.

Pero esa imagen ya pareciera quedar en el pasado… al menos por fuera.

Ya más alejado de la vida pública, Hinzpter se encuentra trabajando desde el 2014 en el grupo Luksic como gerente legal de Quiñenco.

En una entrevista con Pulso LT, el exministro dio su impresión sobre la actual situación del país en materia económica.

Fue crítico con una fracción de la oposición al Gobierno: «Se ha impuesto una visión desinformadoramente crítica, instalada deliberadamente por los sectores de extrema izquierda que quieren el desarrollo de la odiosidad». También empatizó con el actual mandato del Presidente Piñera: «Gobernar en tiempos de pandemia, con una clase política muy poco serena y muy poco sería, es muy difícil».

Además, ante la idea de que los empresarios paguen grandes impuestos a los altos patrimonios, mostró su rechazo: «La gracia del impuesto al patrimonio es que nos divide entre buenos y malos».

De esos y otros temas habló Hinzpeter, como las repercusiones del estallido social, la Convención Constituyente y el futuro de la Sofofa (Sociedad de Fomento Fabril).

HINZPETER DURANTE EL PRIMER GOBIERNO DE PIÑERA.

En esa conversación, también llamó la atención el paulatino cambio de look que ha cultivado el exministro, muy distinto al que dejó en su paso por la política.

Ya sea con un cientos de libros o con un jardín de fondo, Hinzpeter luce una larga cabellera y una frondosa barba salpicada de canas. Por un momento, cuesta creer que detrás de esos lentes esté quien fuera exministro del Interior durante el primer paso de Piñera por La Moneda.

Ante ello, en redes sociales no quedaron indiferentes los cibernautas. «Hinzpeter se volvió Lagos Weber tan paulatinamente que no me di cuenta», «Que está cagado Hinzpeter, parece que se fue a mochilear al Sudeste Asiático» y «Por la foto pensé que era Pablo Maltés» fueron algunos de los comentarios que recibió en Twitter.

Acá puedes ver el cambio

FOTO: ANDRÉS PÉREZ.
FOTO: ANDRÉS PÉREZ.
/gap