La Contraloría General de la República (CGR) instruyó abrir sumarios a tres municipios de la Región Metropolitana para investigar presuntas faltas administrativas ligadas al plebiscito constitucional del próximo 4 de septiembre. Las comunas involucradas son Ñuñoa, Pudahuel y Lampa.

El ente contralor consideró que, teniendo en cuenta que los municipios “se encuentran impedidos de utilizar sus bienes o recursos en fines distintos a los que la ley les permite, deberán instruir un procedimiento disciplinario a fin de indagar los hechos mencionados y determinar las responsabilidades administrativas comprometidas”. Todo ello, en un plazo de 15 días hábiles.

En el caso de Ñuñoa, el oficio de la Contraloría Regional detalla que se recibieron dos presentaciones donde se expone que la Municipalidad de Ñuñoa, “con uso de recursos públicos, convocó a una actividad asociada al proceso constituyente en la sede de la Corporación Cultural de Ñuñoa, con un claro sesgo, al confirmar la participación sólo de invitados de un sector político determinado”.

El texto señala que el municipio informó, en síntesis, que la “Convención Constitucional contactó a las municipalidades a través de la Asociación Chilena de Municipalidades, para coordinar la realización de actividades informativas a la comunidad sobre el trabajo de la Convención” y “si bien se invitó a todos los convencionales constituyentes del distrito, debido a cambios de fecha y otros compromisos la mayoría declinó participar, razón por la cual se convocó a otros convencionales”, los que participaron en la mencionada actividad.

Añadieron, que “ésta no tuvo un sesgo político determinado, sino solo imponerse de primera fuente del trabajo realizado por la Convención Constitucional”.

De todas formas, la Contraloría detalla que “de los antecedentes tenidos a la vista, aparece que en la cuenta institucional de la red social Twitter de la Municipalidad de Ñuñoa, bajo el título ‘Vuelve Ñuñoa Constituyente’, seguido de la expresión ‘Hablemos del proyecto de la nueva constitución’, dicha entidad edilicia invitó a una actividad con tres convencionales constituyentes, para el domingo 11 de junio a partir de las 11,00 horas”.

Al respecto, Contraloría concluye que “no resulta posible desprender que dicha publicación y la consecuente actividad ejecutada por la Municipalidad de Ñuñoa se relacione con un fin institucional o haya tenido por objeto comunicar a la población algún aspecto relevante de la actividad municipal, por lo cual resulta improcedente su difusión y realización”.

Pudahuel

En el caso de la comuna de Pudahuel, un denunciante expuso que en el Facebook de la Municipalidad de esa comuna, se hizo campaña en relación al Plebiscito constitucional “al comparar -en opinión del recurrente, en forma maliciosa-, la normativa constitucional vigente con la propuesta a plebiscitar”.

La respuesta de la municipalidad en esta oportunidad fue que actuaron con la primacía del principio de servicialidad del Estadio, y las funciones que la Constitución y la Ley Orgánica Constitucional de Muncipalidades otorgan a municipios, en relación a desarrollar campañas informativas.

En concreto, la Contraloría expone que en los antecedentes tenidos a la vista “aparece que en la cuenta institucional de la red social Facebook de la Municipalidad de Pudahuel, bajo el título ‘Infórmate y participa’, seguida de la expresión ‘Textos comparados’, dicha entidad edilicia publicó una suerte de comparación en materia de derechos de aguas entre la carta fundamental actual y la propuesta que se plebiscitará el 4 de septiembre de 2022”.

Al respecto, “se advierte que contrariamente a lo que el título indica, no se trata de una comparación de artículos entre la carta vigente y la propuesta, por cuanto, en lo que se refiere, en particular, al epígrafe ‘Constitución actual’, señala supuestos efectos de dicha normativa, aludiendo a la existencia de ‘situaciones de abuso y monopolio'”.

Lampa

En la comuna de Lampa se ordenó la apertura de un sumario tras la reunión de juntas de vecinos con una convencional, la que se realizó el pasado 1 de junio, “utilizando para ello sus redes sociales e invitando a juntas a vecinos”. La denuncia también señala que la expositora “no fue objetiva en su exposición, adoptando una posición determinada”.

En respuesta, el municipio sostuvo que efectivamente se realizó dicha actividad en el Centro Cultural de Lampa, “que tuvo por finalidad mantener informada a la comunidad respecto del proceso constituyente, lo cual no implicó mayores gastos, estimando que la presentación efectuada por la convencional constituyente invitada fue de carácter informativo, cívico y neutro”.

Al igual que en los casos anteriores, el ente contralor determinó que “no resulta posible desprender que dicha publicación y la consecuente actividad ejecutada por la Municipalidad de Lampa se relacione con un fin institucional o haya tenido por objeto comunicar a la población algún aspecto relevante de la actividad municipal, por lo cual resulta improcedente su difusión y realización”.

/psg