Molestia generó en la UDI la justificación entregada por el Presidente Gabriel Boric, para otorgar un indulto al ex frentista Jorge Mateluna, ante lo cual el líder del gremialismo, Javier Macaya, no descartó ir al Tribunal Constitucional y anunció que apoyarán un proyecto de ley que elimina dicha facultad.

“Yo tengo la más profunda convicción de que en el juicio a Jorge Mateluna hubo irregularidades y una valoración de la prueba que no estuvo a la altura de la justicia”, dijo ayer el Mandatario.

En entrevista con Radio Agricultura, Macaya comentó que “nos quedamos bien desayunados y con muy malos sentimientos con la decisión que tomó el Presidente de la República antes de Año Nuevo que fue básicamente el indulto a 13 personas. Nos parece que es algo bien grave con respecto a la coherencia con que se tiene que actuar (…) se ve poco coherente cuando tú tomas una decisión de esa envergadura, considerando la señal de impunidad que se está entregando”.

En ese contexto, Macaya recalcó que “la señal respecto a personas que cometieron delitos graves, sin ir más lejos a personas como el ex frentista Mateluna donde el Presidente hoy señala (….) que ‘él tiene la más absoluta convicción de la inocencia de esta persona’, es muy grave, porque de alguna manera justifica esta decisión señalando que él se formó la convicción de la inocencia de una persona”.

“En Chile, en las democracias modernas la separación de poderes es muy importante, la independencia que tiene el Poder Judicial para tomar sus decisiones”, comentó el senador UDI.

Además, recordó que en el pasado un recurso del ex frentista, “fue denegado por cinco a cero en la Corte Suprema, de alguna manera esto es un resabio medio monárquico, de decir que ‘estamos en presencia de un fallo injusto’, que el Presidente de la República pueda tener las facultades de darlo vuelta”.

Y agregó que “es algo que queremos revisar con mucha convicción en el Congreso, el día de hoy la senadora Luz Ebensperger ha anunciado la presentación de un proyecto de ley -que estamos respaldando- que elimina esta facultad, y no descartamos incluso que se pueda revisar esta decisión en el Tribunal Constitucional, porque nos parece que es bien grave y los antecedentes que la justificaban además profundizan la sensación de impunidad y la falta de coherencia que se tiene que tener en el combate contra la delincuencia, siendo uno de los principales temas que tienen los chilenos hoy”.

Según Macaya, “para nosotros el tema de la seguridad sigue siendo importante, tomamos la decisión de bajarnos de una mesa que había sido convocada por el Gobierno, por falta de coherencia del propio Gobierno de mantener en la agenda este tema como uno importante. Tú no puedes decir que vas actuar con firmeza y determinación contra la delincuencia y por otro lado, estar indultando a personas que saliendo de la cárcel dicen que van a seguir con la revuelta, con la destrucción y con el daño”. Esto en alusión de uno de los indultados, Luis Castillo Opazo, quien afirmó que “los insurrectos no nos calmamos”.

Mesa de seguridad

Respecto a la mesa de seguridad impulsada por el Gobierno y la oposición decidió dejar tras anunciarse los indultos, Macaya afirmó que “el Gobierno sabe, se lo hemos transmitido así, de que después de esta decisión es muy difícil que esta mesa siga funcionando. De hecho yo la doy por terminada, y creemos que es importante que la agenda tenga una constituida en el Parlamento y en las distintas comisiones”.

Según explicó Macaya, “además de tener una mesa paralela vamos a seguir trabajando con una agenda, por ejemplo, para eliminar la facultad de los indultos también para ver de qué manera jurídicamente poner en cuestionamiento esto, por eso no descartamos ir al Tribunal Constitucional por esta facultad”.

/psg